Cómo utilizar un sistema de puntos para entrevistas

Escrito por Michael Roennevig | Traducido por Azul Benito

Si tu instinto acerca de un entrevistado ha resultado ser incorrecto al reclutar personal en el pasado, realizar entrevistas basadas en un sistema de puntos puede ayudarte a eliminar conjeturas e identificar a la persona indicada para el trabajo. Necesitarás resolver qué es lo que estás buscando de tus candidatos y planear una serie de preguntas que te ayudarán a determinar qué tanto se acercan a tus requerimientos. Una vez que hayas resuelto esto, contratar al empleado correcto será una simple cuestión matemática.

Establece qué cualidades estás buscando en los candidatos que estás entrevistando. Utiliza una descripción del rol para el que estás reclutando como plantilla. Si no has realizado una descripción del trabajo, lista las competencias y la experiencia que sientas que son requeridas para realizar el trabajo correctamente. Te puede resultar útil preparar una lista con los criterios esenciales y otra con los atributos deseados.

Realiza una lista de preguntas que te ayudarán a evaluar a las aptitudes de los entrevistados para el rol para el cual estás reclutando, basándote en las cualidades que estás buscando. Redacta tus preguntas de manera tal que que los candidatos deban describir ejemplos de su experiencia laboral que demuestren sus competencias o instintos en las áreas que quieres evaluar. Si estás reclutando para un rol de gestión y quieres descubrir si tus candidatos buscarían asesoramiento de expertos en determinadas cuestiones antes de tomar una decisión, realiza una pregunta del estilo "¿Cómo tomas una decisión si no tienes todos los factores a mano?". Continúa pidiendo un ejemplo de alguna vez en la que los candidatos hayan buscado asesoramiento antes de avanzar con un proyecto.

Realiza una escala de clasificación para cada pregunta que realices. Si le preguntas a tus candidatos si tomarían en cuenta consejos antes de tomar una decisión y esto representa una de las cualidades que estás buscando, asigna un puntaje alto a la respuesta que indique que los entrevistados hablarían con un experto antes de proceder, y un puntaje bajo a las respuestas que indiquen que intentarían salir adelante sin aportes de otros. Utiliza una escala de 1 a 10 para cada pregunta, siendo 10 el puntaje correspondiente a tu respuesta ideal y 1 el correspondiente a las respuestas que no quieres escuchar. Si recibes respuestas que no cumplen del todo con tus requerimientos, marca un punto en la mitad de tu escala, dependiendo de qué tan cerca del puntaje estén los candidatos.

Imprime tu hoja de cálculos para ti y cualquier otra persona que realice entrevistas contigo. Incluye notas en las escalas que hayas realizado y un espacio para colocar los puntajes mientras hablas con los candidatos. Suma los puntos que le has adjudicado a las respuestas de los candidatos al final de tus entrevistas. El candidato con el mayor puntaje será el más adecuado para el rol, de acuerdo al sistema de puntos que has creado.

Consejo

  • Puedes querer utilizar los resultados de tu entrevista basada en puntajes junto a otra información como las certificaciones de los candidatos o ejemplos de empleos previos al tomar la decisión de contratación.

Créditos de las fotos

  • Ablestock.com/AbleStock.com/Getty Images