Ejemplos de fortalezas en la evaluación de desempeño

Escrito por Ruth Mayhew | Traducido por Mike Tazenda

Los supervisores identifican las fortalezas de un empleado comparando los estándares de desempeño a la forma en que los empleados desarrollan sus tareas laborales y responsabilidades. Las fortalezas en una evaluación de desempeño incluyen la habilidad para el trabajo, capacidades y características. Sin embargo, identificar las fortalezas es sólo en comienzo. Cuando los supervisores identifican estas cualidades, los empleados aprenden sobre aquellas áreas en las cuales se destacan, y sobre otras áreas en las que podrían mejorar.

Habilidades y competencias

La competencia laboral es claramente una fortaleza importante que vale la pena mencionar en una evaluación de desempeño. Los empleados con habilidades laborales excelentes o competencia demuestran sus conocimientos al realizar los aspectos funcionales de sus tareas. Un asistente administrativo, por ejemplo, debe ser competente con los programas de oficina y las aplicaciones de software para ayudar a los gerentes y directores. Un ejemplo de la competencias de una enfermera registrada es el dominio de los procedimientos clínicos.

Integridad y ética

Las características personales como la ética laboral, la ética de negocios y la integridad son fortalezas que se miden en una evaluación de desempeño. Aunque la medida cuantitativa de las características personales es difícil, la medida real proviene de las evaluaciones de pares y la opinión de los clientes. Los empleados que demuestran altos niveles de integridad normalmente encuentran más sencillo ganarse la confianza de los demás, ya sean compañeros de trabajo o contactos externos como clientes o colegas fuera del lugar de trabajo.

Conocimiento sobre el trabajo

El conocimiento sobre el trabajo es una medida diferente de las habilidades laborales. Se refiere a comprender las prácticas relacionadas con el desempeño general y cómo y cuándo aplicar ciertas prácticas, reglas o regulaciones. Un gerente de recursos humanos muestra una fortaleza en el área del conocimiento sobre el trabajo al adoptar las mejores prácticas de recursos humanos, comprender las tendencias sobre empleos y aplicar las leyes laborales a las situaciones en la oficina. El conocimiento sobre el trabajo requiere que un empleado se mantenga al tanto de las noticias que afectan a su profesión y su carrera, lo cual muestra un esfuerzo en construir su reputación y la de su empleador.

Escrupulosidad

Los empleados escrupulosos se preocupan por la calidad del trabajo y la satisfacción del cliente. Lo demuestran asegurando que cada paso que toman durante los proyectos asignados se realicen de la manera adecuada y produzcan el mejor resultado. Por ejemplo, un empleado de ventas sigue al cliente luego de una venta para ver si éste está satisfecho con el producto o servicio que adquirió.

Compormiso

Existen varias maneras por las cuales un empleado puede demostrar compromiso. Dos formas populares incluyen la fidelidad a la empresa durante tiempos difíciles y desarrollar un largo registro de éxitos con la compañía. Las empresas en etapas de crecimiento dependen mucho de que sus empleados estén comprometidos con la organización. De hecho, el crecimiento de una empresa depende de la capacidad de los empleados en visualizar su éxito, y el uso de sus talentos para ayudar a alcanzar el éxito profesional y las metas corporativas.

Créditos de las fotos

  • Digital Vision./Digital Vision/Getty Images