¿Cuáles son los beneficios de descender a los empleados?

Escrito por Neil Kokemuller | Traducido por Luciana Renata Colautti

Decirle a un empleado que está siendo descendido a un puesto de trabajo diferente es rara vez una experiencia positiva para un gerente. Sin embargo, los descensos de los empleados habitualmente se destinan a beneficiar a la empresa y tal vez incluso al empleado. Los buenos gerentes sopesan los beneficios de descender a un empleado contra los posibles efectos psicológicos en el trabajador y la cultura organizacional.

Hacer que un empleado renuncie

Un beneficio que buscan los empleadores al descender un empleado es hacer que este renuncie en lugar de tener que despedirlo. Algunos gerentes utilizan esta táctica para evitar el conflicto de decirle a alguien que está despedido. Desde un punto de vista de recursos humanos, las ventajas son evitar el pago de una indemnización o, en algunos casos, el paro. Conseguir que un empleado renuncie con un descenso de categoría no es un hecho, sin embargo, algunos empleados simplemente pierden la motivación o no invierten esfuerzo en su trabajo.

Reducir la paga

Otra ventaja financiera de los descensos es la reducción de sueldo. Por lo general, una degradación significa que el empleado trabaja en un puesto de menor remuneración. Esto puede ahorrar a la empresa una cantidad sustancial. En algunos casos, un descenso se da porque la empresa cree que está pagando de más a un trabajador en relación con la producción que genera. En última instancia, los ingresos por eficacia deberían mejorar si el trabajador recibe un salario menor, pero todavía funciona razonablemente bien en su nueva posición.

Menor riesgo

Un descenso de categoría del empleado puede implicar menos riesgos de demandas o quejas que no sean el despido. La Oficina de Administración de Personal de EEUU indica que algunas oficinas del gobierno mantienen las políticas de descenso antes del despido cuando se trata de un rendimiento pobre por parte de los empleados. Esto puede proteger a la agencia u organización contra la denuncias de discriminación o reclamos de despidos injustificados, porque demuestra la voluntad de retener a un empleado, a pesar de los problemas de rendimiento. Realizar evaluaciones de desempeño regularmente y mantener buenos registros sobre los problemas de los empleados es imprescindible.

Desarrollo del empleado

Uno de los beneficios más positivos del descenso de empleados es la oportunidad de desarrollar al empleado a través de una mayor capacitación y seguimiento. A veces, los empleados toman una posición que no están preparados para manejar. Un descenso de categoría puede prevenir el agotamiento o la separación del empleo. Si el empleado es relegado a una posición que más cómoda, se puede trabajar hacia la formación adicional para que crezca y finalmente alcance el puesto del que fue degradado.

Referencias

Créditos de las fotos

  • Jupiterimages/BananaStock/Getty Images