Tipos de administración de entrenamiento para empleados

Escrito por Matt McKay | Traducido por Valeria Garcia

Los tipos de administración para entrenamientos de empleados pueden caer bajo un número de categorías principales. Bien pensado y bien implementado, un programa de administración de capacitación ayuda a perfeccionar las habilidades, la confianza y a desarrollar gerentes bien competentes. El entrenamiento también ayuda a crear, reforzar y mantener la cultura y la misión de tu empresa, lo cual los gerentes pueden entonces impartir a los empleados. Incluso los gerentes experimentados que son nuevos en tu organización se beneficiarán del entrenamiento específico de la compañía, lo cual ayudará en el desarrollo de un equipo administrativo unificado y uniforme.

Relaciones con los empleados

Puesto que la mayoría de los gerentes lidian con los empleados, deben ser capaces de relacionarse con ellos de una manera que tengan un efecto positivo en la moral y la productividad. La comunicación efectiva, la acción disciplinaria y el entrenamiento de resolución de conflicto son herramientas que los gerentes utilizarán diariamente. Éstos necesitarán reconocer los diferentes tipos de comunicación, cómo resolver problemas y cuándo actuar.

Planificación y gestión del tiempo

Los administradores deben hacer un uso más eficiente de su tiempo. Entre la gestión de los empleados, las reuniones, los trámites y otras tareas, los gerentes fácilmente pueden sentirse abrumados. Los programas de entrenamiento que incluyen la gestión del tiempo de entrenamiento, la planificación, la resolución de problemas y la delegación de habilidades les ayudará a aprovechar al máximo su tiempo y recursos.

Seguridad y emergencia

La seguridad del empleado es una preocupación importante para todas las empresas y los directivos deben estar conscientes de los riesgos potenciales y cómo manejar las situaciones de emergencia. Aparte de la seguridad específica del trabajo y entrenamiento de procedimientos de emergencia, los gerentes deben saber las políticas y el protocolo relativo a las evacuaciones de emergencia, seguridad de incendios, cierres de edificios y otros problemas relacionados con la seguridad.

Ética y acoso

La ética abarca muchas áreas diferentes del entrenamiento, incluyendo la diversidad, la responsabilidad corporativa y el acoso. Pero cualquier entrenamiento que aborde el tratamiento ético de los trabajadores y los clientes, las cuestiones ambientales y legales cae bajo el paraguas de la ética. La ética y el acoso están estrechamente relacionados a los recursos humanos y las políticas del entrenamiento de paraguas.

Políticas y procedimientos

Entender las políticas de la empresa y cómo implementar, monitorear y hacerlas cumplir es otra área de formación de gestión importante. El entrenamiento sobre políticas en específico, las declaraciones de misión, las iniciativas de calidad y las expectativas generales son comunes y los administradores deberán conocer el razonamiento detrás de ello para el reforzamiento y educación del empleado.

Recursos humanos

Muchos gerentes lidian con cuestiones de recursos humanos todos los días. Aunque las políticas y procedimientos pueden cubrir algún terreno de RH, los gerentes que entrevistan, contratan, despiden y disciplinan a los empleados deben someterse al entrenamiento en estas áreas, así como como en la ley básica de empleo. Algunos problemas se refieren mejor directamente con recursos humanos, y los entrenamientos deberían esquematizar qué es lo que gerente debería o no hacer cuando surgen los problemas.

Liderazgo y supervisión

Los gerentes eficaces deben aprender y desarrollar técnicas de liderazgo y trabajo en equipo de supervisión. Hay varios estilos de gestión, y saber cuándo y cómo usarlos es una de las claves para la buena gestión. Los administradores también deben ser líderes y supervisores, ser educados en las sutiles diferencias entre ellos y cómo afectan a los empleados y la productividad.

Servicio al cliente

El entrenamiento del servicio al cliente no es sólo para empleados, los gerentes deben también estar entrenados en esta capacidad. La formación de servicio al cliente incluye muchos elementos básicos de otros entrenamientos, tales como la resolución de conflictos, la comunicación y la resolución de problemas, pero está orientado a las cuestiones basadas en el cliente en lugar que de los de la empresa o el empleado. Los administradores deberán tomar decisiones centradas en el clientes cuando los empleados estén inseguros o sean incapaces, dentro de los límites permisibles establecidos fijados por la empresa.

Créditos de las fotos

  • Hemera Technologies/Photos.com/Getty Images