La estructura organizativa de una empresa pequeña

Escrito por David Ingram | Traducido por Mariano Abrach

Una estructura formal de la organización es una necesidad para cualquier empresa grande. Los propietarios de pequeñas empresas, sin embargo, pueden encontrar necesario elaborar una estructura formal, mientras que su fuerza de trabajo es pequeña y austera. Incluso si una pequeña empresa puede sobrevivir sin una estructura formal, todas las empresas deben tener una antes de que crezcan tan grandes como para que su fuerza de trabajo se vuelva desorganizada y confusa.

Importancia

Las estructuras organizativas proporcionan orientación a los empleados y directivos, haciendo informes de relaciones y flujos de información claros en todos los niveles de la empresa. Las estructuras formales aumentan la eficiencia operativa, informando a los empleados de exactamente a quién deben reportar, lo cual puede aumentar la productividad y reducir los costes salariales como porcentaje de los ingresos.

Ventajas

Una pequeña empresa puede beneficiarse de una estructura formal de la organización formada. La estructura es esencial para el crecimiento, tener demasiados empleados a bordo sin relaciones de subordinación claramente definidas puede causar confusión e ineficiencia en todos los niveles de una organización. A medida que tu empresa se convierte en una entidad de tamaño medio y grande, una estructura formal se tornará más importante. Las grandes multinacionales, que a menudo comienzan como pequeñas empresas, se basan en estructuras amplias y entrelazadas que abarcan varios continentes y líneas de negocio.

Desventajas

Si bien es importante para una empresa tener una estructura formada a medida que crece, una estructura formal puede tener desventajas únicas, mientras una empresa todavía es pequeña. Los empleados de un negocio que está comenzando necesitan sentirse más como socios en la visión de la empresa que como empleados comunes y corrientes. La colocación de empleados en puestos rígidamente definidos cuando la empresa es lo suficientemente pequeña como para asegurar que todos los empleados trabajen juntos puede crear una brecha en las relaciones entre los empresarios y los trabajadores.

Tipos

En términos generales, una estructura organizativa más plana oculta una fuerza de trabajo fuerte con un alto grado de autonomía en la primera línea. Las estructuras, más generalmente implican numerosas capas de gerencia con complejas relaciones de reporte y una cultura de liderazgo burocrático. Esta correlación puede no ser cierta en las pequeñas empresas, sin embargo, simplemente debido al pequeño número de empleados en la empresa. Las pequeñas estructuras de empresas deben ser relativamente planas, pero el dueño de la empresa o los socios pueden emplear cualquier estilo de liderazgo, de un estilo de mucha colaboración a estilo de comando y control.

Operaciones austeras

Los empresarios inteligentes saben cómo operar sus negocios tan austeros como sea posible en la fase de inicio. Debido a esto, las estructuras organizativas de las pequeñas empresas pueden dejar aparentes deficiencias operacionales debido a la subcontratación. Un pequeño minorista en línea, por ejemplo, no puede tener nadie a cargo del transporte y la logística, porque la empresa se ​​ha asociado con una empresa de transporte local para manejar estos temas.

Referencias

Créditos de las fotos

  • Christine Balderas/Photodisc/Getty Images