Salarios de los trabajadores encargados del cuidado de personas

Escrito por Aurelio Locsin | Traducido por Pilar Celano

Las personas que se dedican al cuidado directo cuidan a personas que tienen enfermedades crónicas o discapacidades a largo plazo o que son de edad avanzada. Se encuentran dentro de los trabajadores peores pagos, con un salario cerca del mínimo o menor a US$ 45.230 por años, o US$ 21,74 por hora, que ganaba el trabajador estadounidense promedio en mayo del 2011, de acuerdo con el Bureau of Labour Statistics (Oficina de Estadísticas Laborales, BLS por sus siglas en inglés).

Asistente enfermera

Las asistentes enfermeras ganaban un salario medio de US$ 25.420 por año, o US$ 12,22 por hora en el 2011, de acuerdo con el BLS. El 10 % peor pago recibía menos de US$ 18.060 anual, o US$ 8,68 por hora, mientras que el 10 % mejor pago recibía más de US$ 35.170 anual, o US$16,91 la hora. La mayoría trabajaba en instituciones encargadas del cuidado de personas por un salario medio de US$ 24.460, o US$ 11,76 la hora. No obstante, su paga más alta se relacionaba con los servicios de desarrollo e investigación científica, con un promedio de US$ 36.910 anual, o US$ 17,75 la hora. Las asistentes enfermeras proporcionan un cuidado básico del paciente, como alimentarlo, bañarlo y arreglarlo, en hospitales y hogares.

Asistencia en el hogar

Las personas encargadas de la asistencia en el hogar tenían un salario promedio de US$ 21.820, o US$ 10,49 la hora, con un mínimo menor a US$ 16.410 anual, o US$ 7,89 la hora, y un máximo de más de US$ 29.530 anual, o US$ 14,20 la hora. Sus principales empleadores eran los servicios de atención en el hogar, donde ganaban un salario medio de US$ 21.250 anual, o US$ 10,22 la hora. Su paga más alta provenía del gobierno estatal, con un promedio de US$ 35.500 anual, o US$ 17,07 la hora. Las personas encargadas de la asistencia en el hogar ofrecen servicios mínimos de tareas domésticas y servicios médicos básicos, en especial en las viviendas de los pacientes, pero también en hogares e instituciones para el cuidado de personas. Dado que trabajan para agencias que reciben fondos del gobierno, deben cumplir con determinadas normas y trabajar bajo la supervisión de un profesional de la salud, como un enfermero.

Cuidado personal

Aquellos encargados del cuidado personal ganaban un salario promedio de US$ 20.560 por año, o US$ 9,88 la hora, con un rango anual de entre US$ 16.240 y US$ 26.590, o un rango por hora de entre US$ 7,81 y US$ 12,78. La mayoría trabajaba para particulares y familias, por un salario anual de US$ 20.650, o US$ 9,93 la hora. El empleador que ofrecía el pago más alto era el estado, con un salario anual medio de US$ 30.540, o US$ 14,68 la hora. Las personas encargadas del cuidado personal ofrecían compañía y servicios básicos, como cocinar, lavar la ropa y aspirar, en especial en las viviendas, pero no trabajaban para agencias que recibían fondos del gobierno. Por lo tanto, no podían ofrecer servicios básicos de atención médica, dejando esas tareas para otros trabajadores de la salud.

Características

De acuerdo con el Paraprofessional Healthcare Institute (Instituto paraprofesional del cuidado de la salud), en el 2010, alrededor del 89 % de todos los trabajadores encargados del cuidado directo eran de sexo femenino; en general, de entre 40 y 50 años. Solo el 52 % tenían trabajos de tiempo completo y de todo el año, y alrededor del 55 % había finalizado solamente la escuela secundaria o no había alcanzado ese nivel de estudios. Cerca del 28 % carecía de seguro y el 46 % utilizaba beneficios del estado, como Medicaid (asistencia de la salud) o vales canjeables por alimentos.

Oportunidades

El BLS predice que, entre el 2010 y el 2011, el trabajo para los asistentes enfermeras aumentará en un 20 %, en un 70 % para las personas encargadas del cuidado personal y en un 69 % para las encargadas de la asistencia en el hogar. Estos cifras son superiores al 14 % que se predice para todas las ocupaciones en los demás sectores. Actualmente, las personas mayores viven más años, por lo que necesitan más asistencia y cuidado, aumentando así la demanda de estos servicios. Muchos de estos pacientes prefieren permanecer en sus casas. Es por tal motivo que la cantidad de oportunidades de empleo para asistentes en el hogar y encargadas del cuidado personal superarán a las de las asistentes enfermeras, que trabajan principalmente en instituciones especializadas.

Créditos de las fotos

  • Stockbyte/Stockbyte/Getty Images