Tres ejemplos de inteligencia de mercadotecnia

Escrito por Rick Suttle | Traducido por Iliana Koster

La inteligencia en mercadotecnia incluye los procedimientos y fuentes de datos usados para obtener información del ambiente empresarial para toma de decisiones. Esta información puede ser interna o externa. Los datos usualmente se refieren a varios elementos políticos, económicos, tecnológicos y socioculturales. Puede también incluir información sobre datos demográficos de los clientes y competidores. Los administradores de pequeñas empresas usualmente recolectan datos de inteligencia en mercadotecnia ellos mismos o a través de varias agencias gubernamentales o de investigación.

Reportes de mercado

Las empresas pequeñas frecuentemente desean determinar su situación en ciertos mercados. Por ello, puede que soliciten reportes de investigación secundarios de empresas como Nielsen o Forrester Research. Un componente importante de datos de mercado es la participación de mercado, que informa a una empresa qué porcentaje del mercado controla tanto en unidades como en dólares. Los propietarios de pequeñas empresas pueden también usar los datos para determinar si hay posibilidad de crecimiento en ciertos mercados.

Información de la competencia

Otro tipo de inteligencia de mercadotecnia es información sobre la competencia. Los propietarios de negocios usualmente utilizan reportes de la industria, artículos, boletines de prensa y observación personal para estudiar a sus competidores. También pueden obtener folletos de la competencia o estudiar sus páginas web. Las pequeñas empresas usan la información sobre la competencia para aprender acerca de las inversiones de sus competidores, cambios organizacionales y estrategias. También pueden adquirir productos competitivos para estudiar las varias características y tecnologías. Los empresarios también estudian información de la competencia para determinar los tipos de clientes que atienden.

Bases de datos internas

Los gerentes de mercadotecnia también utilizan inteligencia de mercado que obtienen de los clientes. Esta información va más allá del típico nombre, domicilio y correo electrónico de clientes. Por ejemplo, un gerente de mercadotecnia puede tener información detallada acerca de sus clientes clave, incluyendo su edad promedio, ingreso, educación y lo que gastan típicamente por visita. Esto permite a las empresas crear perfiles de clientes típicos, características que utilizan para dirigirse a otros consumidores no clientes.

Uso de inteligencia sobre la competencia

Los pequeños negocios usualmente utilizan inteligencia sobre su competencia para llevar a cabo análisis de fortalezas, debilidades, oportunidades y amenazas (SWOT por sus nombres en inglés). Una empresa frecuentemente usa un análisis SWOT para comparar sus fortalezas y debilidades en relación a sus competidores clave. Luego usa esas ventajas para identificar varias oportunidades en el mercado. Por ejemplo, una empresa de plomería puede tener canales de distribución más fuertes en funcionamiento. Puede luego usar esos canales de distribución, incluyendo salas de exhibición y tiendas minoristas, para obtener mayor exposición de producto. En forma similar, una compañía pequeña fuerte en el área de servicio a clientes puede incluir ese hecho en páginas web, folletos y otros materiales impresos.

Créditos de las fotos

  • Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images