Tres características de una campaña de relaciones públicas

Escrito por John Lister | Traducido por Laura De Alba

Una campaña de relaciones públicas es una serie de actividades que están planeadas por adelantado y se relacionan con una meta en específico. Esto contrasta con otras áreas de las RP, como las tácticas de publicidad, la publicidad pagada y la reacción a los eventos. Al final una campaña de relaciones públicas tiene tres características: identificar un objetivo, encontrar el mensaje que ayudará a lograr ese objetivo y comunicar ese mensaje a la audiencia apropiada.

Objetivo

Una buena campaña de relaciones públicas tendrá un objetivo claro. En teoría esto podría simplemente aumentar la conciencia de un producto, servicio o marca, pero de forma ideal será más específico. Esto podría incluir el incremento de ventas del producto de una compañía o un grupo de presión cambiando el comportamiento público o gubernamental. Un objetivo específico no sólo hace más sencillo enfocar la planificación y ejecución en la campaña, sino que también cuantifica su éxito.

Mensaje

Las relaciones públicas requieren un mensaje claro para que la organización lo comunique. Una buena regla de oro es hacer que el mensaje sea tan claro y conciso como sea posible sin perder precisión o arriesgar la ambigüedad. De forma ideal el mensaje no sólo informará a la audiencia de un dato en particular o un punto de vista, sino que la impulsará a tomar una acción en particular.

Enfoque

Las campañas de relaciones públicas ocasionalmente se enfocan en la población completa, pero regularmente necesitan enfocarse en un grupo específico. Este debe ser el grupo que tienen mayor probabilidad de responder como se desea al mensaje. Para una compañía, esto podría ser el tipo de cliente con mayor probabilidad de comprar un producto o servicio particular, lo que toma en cuenta los intereses, gustos y poder de compra. Para un grupo de membresía, serían los miembros potenciales. Para un grupo de campaña, el enfoque podrían ser los activistas y entusiastas o las personas con autoridad con la habilidad de tomar las decisiones que promueven una causa.

Otras consideraciones

Existe un amplio rango de factores que pueden afectar el éxito de una campaña de relaciones públicas. Uno es que opera con un presupuesto planeado y que el dinero se gasta de la forma más efectiva posible. Otro es que no entre en ningún problema regulatorio, por ejemplo, al difamar a alguien o rompiendo reglas u ofreciendo incentivos a figuras públicas. El personal de relaciones públicas también necesita planear cuidadosamente para asegurarse de que el mensaje no puede ser mal interpretado o provocar ofensas.

Créditos de las fotos

  • Digital Vision./Digital Vision/Getty Images