¿Qué necesita una empresa pequeña para iniciar el comercio electrónico?

Escrito por Leigh Anthony | Traducido por Maria Eugenia Gonzalez

Las empresas pueden expandirse ofreciendo sus productos y servicios en línea comenzando un sitio web de comercio electrónico. Hacerlo simplemente significa que la empresa implementa una forma de que los clientes de todo el mundo ordenen sus productos y servicios independientemente de los horarios y la ubicación geográfica de la tienda. Expandirse hacia el comercio electrónico puede mejorar la rentabilidad de una empresa e incrementar los mercados de destino de los negocios.

Asegurar un nombre de dominio y un alojamiento

Si aún no tienes un nombre de dominio, este es el primer paso. Existe una variedad de registros de dominios en línea. La parte más importante del proceso es encontrar un nombre de dominio disponible. Si es posible, asegura un nombre que incluya palabras claves para tu negocio. Si vendes equipamiento para camping, compra un nombre de dominio que tenga la palabra camping. Después de asegurar el nombre del dominio, encuentra un alojamiento para tu tienda de comercio electrónico. Muchos alojamientos web tienen paquetes de comercio electrónico que incluyen una carro de compras seguro e integración con tu cuenta mercantil o con PayPal.

Diseñar la tienda de comercio electrónico

El siguiente paso es diseñar la tienda de comercio electrónico. Muchos alojamientos web ofrecen modelos que te ayudan a diseñar tu tienda, pero requieren algo de experiencia con HTML. Estos paquetes de comercio electrónico hacen que sea fácil cargar productos, asignar atributos, colocar precios y extras como impuestos y envíos. Si diseñar un sitio web está fuera de tu alcance, considera contratar un diseñador web que tenga experiencia en comercio electrónico. Cuando construyas tu tienda, concéntrate en facilitar la navegación y simplificar el proceso de pedidos de los visitantes.

Establecer políticas

Tu tienda de comercio electrónico debe cubrir todas las políticas de costos de envíos, devoluciones, cambios y consultas de clientes. Se puede implementar una sección de preguntas frecuentes en base a las preguntas que recibes a menudo a través de tu línea gratuita o del correo electrónico de servicio al cliente. Al final, puedes ahorrar tiempo y dinero cuando las preguntas son respondidas en tu sitio o por tu equipo de servicio al cliente.

Asignar personal para tener presencia en línea

Manejar tu presencia en línea es una tarea importante que debería tener personal dedicado, como lo harías en una tienda real. Además de procesar los pedidos, el sitio web debe ser actualizado continuamente con ofertas de nuevos productos y niveles de inventario de los productos existentes. Las consultas al servicio al cliente deben ser manejadas con rapidez y se debe mantener al día a los clientes sobre el estado de sus pedidos. Este personal también pude manejar el marketing de tu sitio de comercio electrónico.

Promocionar el sitio de comercio electrónico

Construir un sitio de comercio electrónico sobre el que nadie sepa no sirve para aumentar la presencia de tu empresa. Debes promocionar tu sitio y promoverlo tanto en línea como por otros medios. Incluye tu sitio web en todo el material impreso y pide a los clientes que entren a tu tienda para registrase en una lista especial de correo electrónico que los mencione directamente en el sitio web. Pide autorización a tus clientes del sitio para enviarles correos electrónicos con actualizaciones de productos y códigos de cupones. Por último, haz que sea fácil para tus clientes correr la voz sobre tu sitio incorporando herramientas de redes sociales para compartir, como Facebook, Twitter y StumbleUpon. Expande tu presencia en línea con tus propias cuentas en estos sitios para actualizar a tus seguidores sobre los nuevos productos y las novedades de la tienda.

Créditos de las fotos