¿Qué es una iniciativa de negocios?

Escrito por Audra Bianca | Traducido por Guido Grimann

Una iniciativa de negocios es la forma de establecer la prioridad de una organización. Por lo general, se trata de una descripción de la dirección que la organización desea tomar y de la forma en la que la toma de esa dirección mejorará la organización. La iniciativa puede ser un componente de la visión de la organización para el futuro.

Descripción del futuro

Una empresa puede utilizar una lista de iniciativas de negocios para describir su visión estratégica a los inversores. Por ejemplo, Wells Fargo se describe 10 iniciativas estratégicas en su página web corporativa. Algunas iniciativas se refieren a los tipos de servicios que los empleados deben vender más, como por ejemplo lograr que establecimientos de negocios adquieran productos de banca personal. Otro ejemplo es el deseo de que, quienes tengan cuentas en el banco, obtengan crédito y débito de la compañía. Estos objetivos estratégicos indican de qué manera una empresa intentará hacer crecer su posición en el mercado.

Cambio tecnológico

A veces, una iniciativa de negocios es un proyecto en el que los líderes y los empleados colaboran debido a la presencia un problema interno que hay que resolver o una necesidad de algún cliente que se debe satisfacer. De este modo, una organización puede producir uno o más cambios tecnológicos. La organización que pueda involucrar a profesionales de la tecnología en el desarrollo de nuevas tecnologías será capaz de gestionar mejor el cambio en la organización.

Esfuerzo de la gerencia

Cualquier iniciativa empresarial que se plantee cambiar el status quo requerirá de la coordinación de los gerentes y ejecutivos. Por ejemplo, los gerentes deben preparar a los empleados para cambiar los procedimientos de organización y sus comportamientos. Esto incluye la superación de la resistencia, lo que permite lograr que los empleados sean receptivos del cambio y del establecimiento de un calendario para su aplicación.

Iniciativas de clientes

Dentro de una organización, podría estar a cargo de la estrategia del equipo de gestión la construcción de una competencia sana entre los equipos a cargo de las diferentes cuentas de los clientes. Cada equipo puede construir su propio prestigio realizando una lluvia de ideas que desarrolle nuevas iniciativas de negocio para sus propios clientes. Por ejemplo, un equipo podría escribir una lista de metas, acciones y asuntos clave para un cliente específico. Este tipo de proyecto ayudará a construir el equipo que esté a cargo de proveer los servicios de ese cliente.

Créditos de las fotos

  • John Rowley/Photodisc/Getty Images