Qué es una curva de demanda elástica o inelástica

Escrito por Carol Wiley | Traducido por Priscila Caminer
La curva de demanda es un concepto en economía que grafica el precio de un producto o servicio contra la cantidad de las personas que compran productos o servicios.

La curva de demanda es un concepto en economía que grafica el precio de un producto o servicio contra la cantidad de las personas que compran productos o servicios.

La curva de demanda es un concepto en economía que grafica el precio de un producto o servicio contra la cantidad de las personas que compran productos o servicios. Por lo general, cuanto menor sea el precio de un artículo, más comprará la gente. Sin embargo, esta relación varía en función del material. Una curva de demanda elástica significa que un cambio en el precio tiene un efecto importante en la compra, mientras que una curva de demanda inelástica significa que un cambio de precios tiene un efecto menor en la compra.

Curvas de demanda inelástica

Si la demanda de un artículo cambia proporcionalmente menos que los cambios en los precios, entonces el elemento es inelástico al precio. Por ejemplo, una curva de demanda es inelástica si el precio de un artículo aumenta en un 1 por ciento y las compras disminuyen a la mitad de un uno por ciento. Las curvas de demanda para los artículos que la gente necesita para sobrevivir, como los alimentos básicos, son inelásticos, porque la gente va a comprar los artículos sin importar el precio.

Curvas de demanda elástica

Si la demanda de un artículo cambia proporcionalmente más que los cambios de precios, entonces el elemento es elástico al precio. Por ejemplo, un aumento de precio en un 1 por ciento conduce a una disminución en la demanda de un 2 por ciento, entonces el elemento tiene una demanda elástica. Estos artículos por lo general tienen muchos sustitutos o son artículos de lujo.

Consideraciones comerciales

Una pequeña empresa que vende sólo uno o unos pocos artículos tiene que entender la elasticidad del precio de su oferta para evitar la sobrefacturación de los artículos que tienen una curva de demanda elástica. Las malas decisiones de fijación de precios pueden conducir a una pérdida de clientes y tal vez incluso a una pérdida del negocio por completo.

Los extremos

Si un elemento tiene sustitutos idénticos, puede tener una curva de demanda horizontal que indica que el artículo es perfectamente elástico, es decir, la gente no tendrá que pagar más por el producto y el vendedor sólo puede vender el artículo al precio de mercado. El otro extremo es una curva de demanda vertical que indica que un artículo es perfectamente inelástico. Estos elementos son necesarios y no tienen sustitutos; por ejemplo, un medicamento que salva vidas por el que la gente pagará cualquier precio.

Créditos de las fotos

  • Thinkstock/Comstock/Getty Images