¿Qué es el flujo de efectivo residual?

Escrito por Matt Petryni | Traducido por Mayra Cabrera

En las pequeñas empresas, es importante ser capaz de medir el valor añadido o restado por la administración de una inversión. El flujo de efectivo residual (FER) es una manera fácil de hacerlo. Aprender los conceptos básicos de FER es necesario para empezar a usarlo para tu negocio y es crucial que aquellos que optan por utilizarlo también sean conscientes de los lugares en los que pueden quedarse atrás.

Principios básicos

El flujo de efectivo residual es una medida de creación de valor de una inversión y es también conocido como valor en efectivo adicional. El flujo de efectivo residual se calcula tomando los flujos de efectivo netos ajustados del período contable, reportados sobre el estado de flujos de efectivo y restando el costo de capital. El costo del capital se determina multiplicando la inversión total o capital por su coste de financiación, tal como una tasa de interés ajustada. Los flujos de efectivo ajustados netos incluyen tanto el flujo total de efectivo por el período y los costos de depreciación (desgaste de costes) y los impuestos.

Uso en negocios

El flujo de efectivo residual es útil porque proporciona una evaluación bastante realista y directa de la clase de valor en efectivo que un accionista puede esperar a cambio de su capital. Según el contador Matt Evans, "el FER está altamente correlacionado con precios de las acciones" y las organizaciones interesadas en la medición del valor deben usarlo. Lufthansa Airlines, por ejemplo, utiliza los flujos de efectivo residuales en su informe anual como un indicador clave de sus resultados de negocios y ofrece a sus inversores una evaluación detallada de sus objetivos de flujo de caja residual.

Inconvenientes

El flujo de efectivo residual es una evaluación útil del valor de la empresa, pero como la mayoría de las medidas de rendimiento, tiene algunas debilidades. Una es que el flujo de efectivo residual no es particularmente útil al evaluar la calidad relativa de las inversiones, ya que no se puede comparar fácilmente entre diferentes empresas. Otra es que el FER se basa en el flujo de efectivo, por lo que las acumulaciones (por pagar y por cobrar), se eliminan de la medición, lo que podría mantener información valiosa de los inversores.

Flujo de efectivo residual vs. valor económico agregado

En la gestión empresarial, el flujo de efectivo residual se utiliza a menudo como una alternativa al valor económico añadido. El VEA es una medida sofisticada que resta un costo estadísticamente ponderado de capitales de los beneficios operativos netos después de los impuestos para determinar el valor de la inversión que termina creado o destruido por la dirección. El flujo de efectivo residual es significativamente menos complicado de preparar que el valor económico agregado, que requiere ajustes contables complejos de calcular. Según el investigador financiero Fredrik Weissenrieder, el flujo de efectivo residual es un indicador mucho más preciso de los resultados de VEA.

Créditos de las fotos

  • PhotoObjects.net/PhotoObjects.net/Getty Images