Qué decir cuando llamas para una entrevista

Escrito por Ellie Williams | Traducido por Erick Montesdeoca

Las bolsas de trabajo en línea y los avisos de empleo no son los únicos lugares para encontrar ofertas de trabajo. Si estás teniendo problemas para localizar ofertas de empleo en tu campo, no tienes que esperar hasta que un anuncio acorde a tus cualificaciones sea publicado. En su lugar, puedes "cambacear" a las empresas para las que le gustaría trabajar, pidiendo una entrevista o preguntando cómo puedes ser considerado para una posición. Un cambaceo eficaz requiere la capacidad de llegar al punto rápidamente mientras muestras respeto por el tiempo del empleador.

Pregunta por la persona responsable de las contrataciones

Antes de llamar para pedir una entrevista, investiga a la compañía para determinar quien supervisa la contratación para el tipo de posición que estás buscando. Busca en el sitio web de la empresa o llama a la recepcionista del departamento en el que deseas trabajar y solicita el nombre y título del director de recursos humanos. En el artículo de QuintCareers "Cambaceo: Un método aprobado en la búsqueda de empleo" el experto en carrera Randell S. Hansen aconseja no permitir que alguien te remita al departamento de recursos humanos, a menos que sea donde quieres trabajar. En muchas compañías, no es recursos humanos, sino el gerente de contratación o el supervisor del departamento quien toma la decisión final de contratación, y Hansen indica que esa persona siempre debería ser tu primer contacto.

Preséntate

Tan pronto tengas el contacto al teléfono, dile quien eres y por qué estás llamando. Abre con una corta oración, como "Mi nombre es Kim Smith. Soy diseñador gráfico y estoy averiguando acerca de las oportunidades de trabajo en su agencia". Sin embargo, antes de lanzarte en tu discurso, muestra respeto por su tiempo preguntándole si tiene unos minutos para hablar. Puede que sea más agradable acerca de continuar la conversación si sabe que sólo vas a tomar unos minutos de su tiempo. También puedes preguntar "¿Te llamé en un buen momento?" o si está demasiado ocupado para hablar, pregúntale cuándo sería un buen momento para proseguir.

Menciona conexiones mutuas

Si un conocido común te sugirió llamar a la persona, menciónalo inmediatamente después de que te presentes. Sé específico acerca de cómo conoces a la persona quien te refirió, por ejemplo, si los dos hacen voluntariado en la misma organización benéfica local o si lo conociste en una conferencia de industria o en un evento para hacer contactos. Es más probable que el empleador te tome en cuenta si sabe que fuiste referido por alguien en quien confía o respeta.

Describe tus cualificaciones

Antes de llamar, prepara un guión corto destacando tus habilidades relevantes, tu experiencia laboral y tus otras cualificaciones. Una vez que el empleador acceda a hablar contigo, dale un breve resumen de tus cualificaciones y lo que puedes aportar a la empresa. Por ejemplo, dile "Tengo más de 10 años de experiencia en la industria de la publicidad, los últimos cuatro pasé como supervisor de cuentas".

Pide la entrevista

Sé claro sobre tus intenciones al llamar. Si no lo eres, los empleadores pueden pensar que estás buscando información y no un trabajo. Después de que hayas ilustrado cuán cualificado estás para trabajar en la empresa, pregunta si puedes acordar una cita para una entrevista. O, pregunta cómo funciona el proceso de contratación de la empresa y lo que tienes que hacer para ser considerado para una posición.

Si no hay trabajo disponible

Si el empleador no tiene alguna vacante, pregunta pide una reunión para una entrevista informativa. Durante una entrevista informativa, en vez de pedir un trabajo específico, recopilas información acerca de lo que es trabajar en la empresa. También puedes pedir referencias de otras empresas u otros departamentos dentro de la empresa que estén contratando. Si has convencido al empleador que estás calificado, puede alegremente recomendarte a otros empleadores o puede tenerte en cuenta para cuando un trabajo se abra en el futuro.

Agradécele por su tiempo

Termina la llamada agradeciendo al contacto por hablar contigo, sin importar el resultado. Si te rechazó o incluso si fue grosero, no seas grosero a cambio. Sé amable y dile que tu aprecias su tiempo. Considera la llamada una oportunidad de hacer contactos, y céntrate en dejar al contacto con una impresión positiva de ti.

Créditos de las fotos

  • Jupiterimages/Brand X Pictures/Getty Images