Precio del acero galvanizado vs. acero inoxidable

Escrito por Bert Markgraf | Traducido por Priscila Caminer

El uso del acero galvanizado o del inoxidable evita problemas de oxidación asociados con productos de acero normales. Para hacer que los componentes de acero galvanizado, los fabricantes sumergen los productos normales de acero en un baño de zinc fundido. El zinc reacciona con el acero y forma un recubrimiento anticorrosivo. Para los productos de acero inoxidable, los fabricantes añaden aproximadamente diez por ciento de cromo al acero. Aunque los productos de acero galvanizado están hechos de acero normal y pueden soldarse y moldearse fácilmente, el acero inoxidable es más caro de producir y difícil de trabajar. Aunque ofrece un mejor rendimiento porque la pieza entera es resistente a la corrosión y no sólo el recubrimiento, el acero inoxidable es considerablemente más caro.

Tuberías

Los tubos requieren de un mínimo de fundición pero usan una gran cantidad de material para tamaños más grandes. Dado que el acero inoxidable es más caro de producir, los tubos más pequeños en tamaño son sólo ligeramente más caros que el tubo galvanizado, pero la diferencia es sustancial para grandes piezas. Una sección de 1 pie por 1 pulgada (2,5 cm por 0,3 m) de tubo galvanizado cuesta alrededor de US$7 en 2011, mientras que un tubo de acero inoxidable de las mismas medidas cuesta US$8,50. Para una pieza de 6 pies (183 cm), donde el costo de la materia se vuelve más importante, los precios correspondientes fueron de US$16 y US$38.

Accesorios

Los accesorios requieren de una fundición y un mecanizado extenso pero consumen poco material. Para pequeños accesorios, los precios del acero galvanizado y del acero inoxidable reflejan la gran diferencia en los costos de fabricación. Para grandes accesorios, los precios están más cerca, porque los costos de fabricación se vuelven menos importantes, mientras que los costos de los materiales siguen siendo bajos. En 2010, el precio de un accesorio para tubo galvanizado de media pulgada (1,3 cm) con un ángulo de 90 grados era de US$9. Un accesorio similar de acero inoxidable cuesta aproximadamente alrededor de US$14. Los precios de las versiones de 2 pulgadas (5 cm) de los mismos accesorios eran de US$60 y US$81.

Pernos

Al igual que los accesorios, los pernos usan muy poco material pero tienen un costo de fundición y mecanizado relativamente elevado. Además, los fabricantes producen tornillos galvanizados en cantidades muy grandes, lo que reduce los costos. Como resultado, los pernos de acero inoxidable de todos los tamaños cuestan considerablemente más que los pernos de acero galvanizado. En 2011 los pernos galvanizados que van desde un cuarto a media pulgada de diámetro (0,6 cm a 1,3 cm) y de 1 a 4 pulgadas de longitud (2,5 cm a 10 cm) cuestan de US$0,07 a US$1 cada uno. Los pernos de acero inoxidable correspondientes oscilaron en un precio desde US$1,5 a US$6 cada uno.

Cables

Los costos del material y de la fabricación afectan a la diferencia de precios entre cables de acero galvanizado y los de acero inoxidable aproximadamente por igual. Como resultado, las diferencias de precios siguen siendo relativamente estables y más independientes del tamaño de algunos otros productos. Un octavo pulgadas (0,3 cm) de cable galvanizado cuesta alrededor de US$0,27 por pie (0,3 m) en 2011, mientras que el correspondiente cable de acero inoxidable cuesta US$0,70. Para cables más largos, de tres octavos de pulgada (0,9 cm), los precios correspondientes fueron de US$0,62 y US$2,52. Los cables de acero inoxidable tendrán una carga de aproximadamente 10 por ciento menos que los cables de acero galvanizado equivalentes.

Créditos de las fotos

  • Comstock/Comstock/Getty Images