Las tareas y responsabilidades del propietario de una empresa

Escrito por Ivy Liu | Traducido por Natalia Pérez

Como propietario de un pequeño negocio, puedes tener un estilo de vida de libertad y flexibilidad que no se ofrece a un empleado. Sin embargo, ser propietario de una pequeña empresa también lleva una mayor responsabilidad con muchas más tareas con las que hacer malabares. La mayoría de las pequeñas empresas cuentan con recursos limitados en el lanzamiento, lo que significa que, como propietario, tienes muchas responsabilidades, dependiendo de la naturaleza de tu negocio.

Planificación y estrategia

En primer lugar, el propietario de una pequeña empresa debe ser el principal estratega y planificador. Para entender el nuevo negocio, así como los recursos y estrategias necesarias, tiene sentido comenzar con un plan de negocio y un plan de publicidad. Tendrás que investigar, planificar y desarrollar un plan, y esperar revisarlo y cambiarlo si es necesario.

Finanzas y contabilidad

La mayoría de las pequeñas empresas necesitan capital inicial para establecerse y generar sus productos y servicios. Dependiendo de la empresa, algunos propietarios pueden arrancar y empezar con un presupuesto menor. Otras empresas requieren de un préstamo de pequeña empresa para financiar los gastos de locales comerciales, equipos de oficina y contratación de empleados. También tendrás que configurar y mantener las cuentas bancarias de la empresa, procesamiento de pagos, cuentas por pagar y cuentas por cobrar e impuestos.

Legal

Los propietarios de pequeñas empresas deben cumplir con las leyes federales y estatales de licencias de negocios. Desde la formación de una sociedad de responsabilidad limitada a la creación de contratos legales, deben saber lo básico de la ley y tener acceso a un abogado en caso de problemas legales con sus clientes o empleados. Puede que tengas que escribir, revisar y firmar contratos legales y acuerdos de venta. Cuando se presenten problemas legales, tendrás que consultar a un abogado.

Publicidad y ventas

No importa cuán bueno sea tu producto o servicio, necesitará de publicidad y ventas para impulsar el negocio. Las estrategias e implementaciones de publicidad y ventas varían ampliamente, dependiendo de la empresa, y podrían incluir tácticas como publicidad impresa, relaciones públicas, publicidad en línea, redes, llamadas por teléfono y vendedores comisionados.

Servicio al cliente

Al principio, muchos propietarios de pequeñas empresas son responsables de proporcionar la totalidad o la mayor parte de las funciones de servicio al cliente. Esto incluye llamadas telefónicas, mensajes de correo electrónico y seguimientos sobre la entrega del producto y los problemas de calidad. A medida que el negocio crece, tiene sentido automatizar y contratar personal de servicio al cliente siempre que sea posible para aumentar las operaciones y el crecimiento.

Recursos humanos

A medida que la pequeña empresa crece, también lo hacen sus necesidades de contratación para dar cabida a más pedidos y al crecimiento más rápido. El propietario debe identificar las necesidades de recursos humanos, escribir descripciones de puestos, analizar a los candidatos y entrevistarlos, entrenarlos, guiarlos y pagar a los empleados. Para algunos negocios, tiene sentido contratar un director de recursos humanos dedicado al manejo de la selección, contratación, formación y procesos relacionados con los empleados.

Conclusión

El propietario de la pequeña empresa tiene muchas tareas y responsabilidades amplias y diversas que son esenciales para iniciar y administrar un negocio exitoso. Dependiendo del tipo de negocio y la fase en que se encuentra, las funciones y responsabilidades cambian y el propietario debe adaptarse continuamente para prosperar.

Créditos de las fotos

  • Comstock/Comstock/Getty Images