Las desventajas de integrar recursos humanos y la nómina

Escrito por Crystal Vogt | Traducido por Esther Guerrero

En la mayoría de los negocios pequeños, hay divisiones particulares que ayudan a que las operaciones funcionen sin problemas. Muchas veces, dos de estas divisiones son recursos humanos y la nómina. Mientras que algunas empresas han encontrado que la integración de estos departamentos en uno puede venir con ciertas ventajas, también hay varias desventajas para considerar cuándo evalues si la integración es correcta para ti.

Falta de sinergia

En un pequeño negocio, es importante que cada división tenga sinergia interna para funcionar correctamente. La falta de sinergia es una posibilidad si integras tus divisiones de recursos humanos y la nómina. Cada departamento puede tener cierto protocolo que los miembros del equipo conocen y con el que se sienten cómodos. Combinar varios protocolos bajo uno solo podría resultar arduo desde un punto de vista de eficiencia y productividad.

Alto costo

La integración de las divisiones puede ahorrar tu dinero a largo plazo, pero lo más probable es que venga con un alto costo a corto tiempo. Los problemas que surgen de la falta de comunicación, habilidades inigualables entre los empleados en ambas divisiones, entrenamiento necesario para ambos equipos y otros problemas imprevistos pueden traducirse en altos dolares por arreglar. Por ejemplo, dependiendo de la naturaleza de tu pequeño negocio, puede ser necesario inscribir tanto a tu departamento de recursos humanos como al departamento de nómina en un entrenamiento extensivo para llevarlos a la velocidad y funcionamiento de un sistema uniforme. Este entrenamiento, junto con las horas que tus empleados tendrán que pasar en entrenamiento y no trabajando, puede llegar a ser caro.

Diferentes prioridades

Cada división en un negocio tiene sus propias prioridades. Al combinar las divisiones tales como recursos humanos y la nómina, las ineficiencias pueden resultar de diferir prioridades. Esto puede resultar desastroso cuando tareas como responder a las quejas de los empleados o la entrega de cheques a los empleados a tiempo son igualmente importantes para el funcionamiento de una empresa.

Malentendidos

Cuantos más empleados tengas trabajando juntos, más necesitarán comunicarse y es más probable será que te enfrentes con un número mayor de malentendidos. Algunos empleados pueden considerar la integración como un signo de futuros despidos, erosionando su moral. Una vez integrados en una división, los miembros del equipo pueden experimentar malos entendidos debido a la falta de comunicación, las prioridades diferidas o el resentimiento de los empleados, entre otras cosas. Este tipo de malentendidos, tanto personales como profesionales, pueden disminuir la productividad y la agilidad de tu empresa.

Créditos de las fotos