La importancia de las dinámicas de equipo en la gestión de proyectos

Escrito por Stan Mack | Traducido por Paulina Illanes Amenábar

Una buena dinámica de equipo empieza con un gerente de proyecto eficaz. Como el dueño y líder de tu empresa, depende de ti definir la naturaleza de tu equipo a través de personal inteligente, orientación positiva y justa solución de controversias. Un gerente pobre, por otro lado, limita la capacidad de todo el equipo para desempeñarse.

Comunicación

La comunicación es vital para el éxito de un proyecto. El líder del proyecto debe dar instrucciones y consejos claramente para asegurar que el equipo entiende su tarea y el equipo debe sentirse cómodo traspasando problemas y preguntas a los demás y al gerente. Los gerentes de proyecto que mantienen las líneas de comunicación abiertas crean un equipo flexible que reacciona a los desafíos de forma rápida y precisa. Los administradores de proyecto ineficaces, como aquellos que ofrecen indicaciones confusas y poco comentarios constructivos, crean una atmósfera lenta que inhibe el desempeño.

Motivación

Los trabajadores motivados están entusiasmados a contribuir. Los trabajadores desmotivados, a lo más, hacen lo suficiente para evitar la crítica. En el peor caso, tu actitud laxa conduce a un trabajo de mala calidad, poniendo en peligro el éxito del proyecto. Utiliza incentivos para motivar a tu equipo a trabajar bien juntos. Por ejemplo, anuncia que completar con éxito el proyecto antes del plazo se traducirá en bonos para todos. Esas motivaciones alientan a los miembros del equipo para apoyarse mutuamente.

Innovación

La innovación puede ser un fenómeno emergente de grupo, lo que significa que surge de la dinámica de comunicación de todo el equipo, no sólo desde el individuo brillante raro, según el libro "Nuevas instrucciones en la comunicación grupo" de Lawrence R. Frey. Por ejemplo, si creas una atmósfera que premia la creatividad y evitas las críticas negativas, los miembros del equipo se sentirán cómodos de tomar riesgos. Cuando surgen problemas difíciles, un clima de apoyo puede provocar el pensamiento original que conduce a soluciones novedosas. La clave para crear un ambiente innovador es asegurar que el equipo se mantenga positivo y alentador, evitando comentarios negativos y cinismo, que sofocan la creatividad.

Eficiencia

Las dinámicas de equipo eficaces permiten a cada participante servir en su mejor capacidad. Las diversas habilidades de los miembros del equipo se complementan unas con otras, llevando a un trabajo rápido y eficiente. Las dinámicas de equipo inadecuadas, como las que dan lugar a la creación de pequeños grupos, excluyen a las personas, inhibiendo la cooperación y limitando la capacidad de todo el equipo para hacer el trabajo.

Créditos de las fotos

  • Jupiterimages/Photos.com/Getty Images