La diferencia entre una enfermera registrada y una enfermera anestesista

Escrito por Fred Decker | Traducido por Nicolás Altomonte

Las enfermeras registradas (RN en inglés) están entre los profesionales más versátiles y valiosos dentro del sistema de atención de salud. Son el equivalente de atención de salud de una navaja suiza, con una formación que les da las herramientas intelectuales para jugar un papel de apoyo o de liderazgo en casi cualquier área de atención clínica. Las enfermeras más ambiciosas pueden adquirir la educación y habilidades adicionales para convertirse en enfermeras de práctica avanzada, tales como enfermeras anestesistas certificadas o CRNA.

Enfermeras Registradas

Las enfermeras registradas acceden a la profesión al adquirir un título de grado o bachillerato en enfermería, y pasar un examen de licencia nacional. Su papel en la mayoría de las organizaciones de atención de la salud comienza con la atención básica del paciente, en el nivel básico. Las enfermeras motivadas pueden lograr avances a través del tiempo y la experiencia, centrándose gradualmente en la gestión o en áreas de la práctica clínica de especial interés. Por ejemplo, algunas se convierten en enfermeras perioperatorias y pasan su tiempo al cuidado de los pacientes quirúrgicos. Otras podrían optar por la pediatría o la oncología. Un puñado persigue una maestría o un doctorado en enfermería, convirtiéndose en enfermeras de práctica avanzada.

Enfermera anestesistas certificadas

Las enfermeras anestesistas certificadas son una de las cuatro categorías de enfermeras de práctica avanzada, junto con las enfermeras- parteras, enfermeras practicantes y especialistas en enfermería clínica. Las CRNA ganan un título de maestría en anestesia y pueden proporcionar servicios completos de anestesia durante las intervenciones quirúrgicas sin la supervisión de un médico. Son responsables de supervisar la condición del paciente mientras este bajo anestesia, la preparación de los pacientes para la anestesia, y aportando sus conocimientos sobre el manejo del dolor durante la recuperación del paciente. Fuera de los servicios de anestesia, las CRNA se limitan a la práctica de enfermería, mientras que los anestesistas, siendo médicos, a menudo tratan enfermedades cardiopulmonares y otras condiciones médicas. Las enfermeras anestesistas disfrutan de un alto nivel de independencia en el ejercicio de su profesión, y niveles salariales que rivalizan con los de algunos médicos.

Salarios

La Oficina de Estadísticas Laborales informó un ingreso anual promedio de $ 69,110 para las enfermeras registradas, a mayo del 2011. Separado por porcentajes, el 25% de enfermeras con ingresos más bajos ganaron hasta $ 53.77 mil por año. El ingreso medio, o punto medio, fue de $ 65,950 por año, y el 25 por ciento con mayores ingresos reportaron ingresos de $ 80.390 o más. Sin embargo, las enfermeras anestesistas están en un rango de sueldos totalmente diferente. La firma de personal médico Locum Locum, en una encuesta de 2011, reportó un salario promedio de $ 168.998 por año para las CRNA. La Asociación Americana de Enfermeras Anestesistas reportó un ingreso promedio de $ 182,000 en el 2009.

Perspectivas del empleo

El sistema de atención de salud empleó a más de 2,7 millones de enfermeras registradas en 2010, según la Oficina de Estadísticas Laborales, y se espera que la cifra aumente considerablemente. La agencia proyecta un incremento del 26 por ciento en el número de enfermeras registradas entre 2010 y 2020, mucho más alto que el promedio para todas las ocupaciones. Se espera que la demanda de enfermeras anestesistas sea aún mayor, debido en gran parte al aumento del número de procedimientos quirúrgicos realizados en los consultorios médicos y clínicas para pacientes ambulatorios. Un artículo del 2010 en el Becker's Hospital Review observó una escasez de 5.000 enfermeras anestesistas, lo que indica una fuerte demanda a corto plazo también.

Créditos de las fotos

  • Jochen Sand/Digital Vision/Getty Images