Influencias en la estrategia de marketing

Escrito por Emma Cale | Traducido por Enrique Pereira Vivas

Si bien la estrategia de marketing varía ampliamente de acuerdo con el nivel de crecimiento y el número de competidores en el mercado dado, la influencia sobre la estrategia para las pequeñas empresas generalmente se divide en categorías internas y externas. Las influencias internas, a veces llamadas el ambiente interno, son el precio, los recursos humanos y la cultura de la empresa. Las influencias externas o el ambiente externo, incluyen la tecnología, la competencia y la economía. Las pequeñas empresas tienden a tener un mayor control sobre las influencias internas que sobre las externas. Las influencias externas son a veces tan potentes, por ejemplo, si la economía se desliza en una depresión y el gasto del consumidor se desploma, la estrategia de marketing original se vuelve insostenible y debe ser revisada por completo.

Precio y competencia

El precio y la competencia son dos de las influencias más fuertes en la estrategia de marketing. Aunque son clasificadas como influencias internas y externas, el precio y la competencia se afectan mutuamente de forma dinámica, ya que la manera en que una empresa entra en el mercado dicta cómo responde a la competencia. Por ejemplo, las pequeñas empresas suelen requerir inmediatos beneficios a corto plazo, por lo tanto, la estrategia de marketing introduce un producto de alto rendimiento a un segmento de nicho de mercado antes que la competencia. Entonces el negocio genera beneficios tanto como sea posible hasta que los competidores introducen un producto más barato y/o superior, y luego se mueve para lanzar un nuevo producto en un nuevo mercado.

Recursos humanos y cultura de la empresa

Los recursos humanos y la cultura de la empresa afectan la comercialización interna. Un negocio con empleados altamente cualificados y una cultura de colaboración en la empresa tiende a tener una mayor tasa de implementación exitosa simplemente porque los empleados invierten en su éxito y están dispuestos a compartir ideas para lograr sus objetivos declarados. Por el contrario, una empresa con empleados altamente cualificados y una cultura de empresa competitiva tiene una mayor probabilidad de fracasar debido a la influencia de las luchas de poder internas perturbadoras.

Tecnología

La tecnología y los avances tecnológicos son casi imposibles de controlar para las pequeñas empresas, puesto que las innovaciones en la tecnología tienden a ocurrir sin previo aviso y con frecuencia tienen efectos impredecibles muy extendidos, en ambos mercados y en el comportamiento de compra del consumidor. La tecnología afecta la comunicación, los medios de comunicación y los canales de distribución, e incluso puede hacer que el producto en sí quede obsoleto, lo cual no sólo hace que la estrategia de marketing sea inútil, sino que también amenaza la supervivencia de la empresa.

La economía

La economía es otra poderosa influencia externa que se encuentra en gran medida fuera del control de una empresa. La economía influye en la estrategia de marketing de varias maneras, incluyendo cómo las tarifas de la industria de la crecen o decaen y cómo los consumidores están gastando en la industria de la empresa.

Referencias

Créditos de las fotos

  • Jupiterimages/Comstock/Getty Images