Ideas para abrir un negocio en una ciudad pequeña

Escrito por Lisa Magloff | Traducido por Frances Criquet

Crear una empresa en un pueblo pequeño presenta sus propios desafíos. Hay menos competencia, pero también hay menos clientes potenciales, y la gente en los pueblos pequeños podría tener menos dinero para gastar en lujos. También es necesario evitar competir con las empresas que ya están bien establecidas y son populares. Por otra parte, muchas ciudades pequeñas carecen de una amplia variedad de empresas y la gente puede estar anhelando algo nuevo.

Empresas locales

Una idea para una empresa de pueblo es hacer o producir algo que sea únicamente local, como fotos de la zona o alimentos producidos localmente. También puedes vender joyas hechas a mano o ropas personalizadas para representar alguna característica de la zona o hechas localmente. Podrías enfocarte enlos turistas o personas que viven en la ciudad a tiempo parcial, o vender tus productos en internet como "el sabor de la ciudad". También puedes proporcionar un servicio local, como abrir un campamento infantil para la comunidad que incorpore la geografía y el patrimonio del pueblo en sus actividades.

Conocimientos locales

Algunos tipos empresa comercian con los conocimientos locales. Por ejemplo, si tu ciudad está en una zona turística popular, podrías escribir guías de la zona o actuar como guía turístico. Si la ciudad tiene un tipo especial de producto, como joyas o una especialidad alimentaria, podrías venderlos en Internet o en las grandes ciudades. Además puedes comprar los productos que sean difíciles de encontrar en el pueblo y venderlos. Otra idea sería renovar un edificio abandonado y desarrollarlo como un centro artístico o de la comunidad o un centro de conferencias.

Servicios a empresas existentes

Muchos pueblos pequeños carecen de una fuente de conocimientos empresariales. Podrías dirigirte a las empresas existentes y prestarles servicios que son más difíciles de encontrar o que tienen demanda en las ciudades pequeñas. Por ejemplo, podrías abrir una empresa que ofrezca asistentes virtuales, contadores, diseño web o entrenamiento de negocios para las empresas existentes. Con la abundancia de contratos gubernamentales a disposición de las empresas en las zonas rurales, podrías ayudar a otras empresas a encontrar y solicitar estos contratos.

Provee lo que falta

En muchos pueblos pequeños, hay pocos lugares para que las personas pasen el tiempo libre. Una empresa que combine dos o más actividades de ocio puede ser bienvenida. Por ejemplo, podrías abrir una sala de cine con un bar o café en ella o una tienda que cuente con un espacio para la celebración de clases de arte. O bien, tu empresa podría beneficiarse de las actividades populares locales atendiendo a los entusiastas de la observación de aves, senderismo o montar en bicicleta y proporcionarles los suministros y la instrucción.

Créditos de las fotos

  • the school zone in a small town image by Gary from Fotolia.com