Ejemplos de estilo de liderazgo

Escrito por Kate McFarlin | Traducido por Vanina Frickel

Si eres nuevo en la gestión de empleados o estás buscando mejorar tus habilidades de liderazgo, la comprensión de cómo funcionan los principales estilos y lo que logran es vital. Los estilos de liderazgo son dependientes de los rasgos básicos de personalidad. Si vas a adoptar un estilo de liderazgo diferente, asegúrate de que tu personalidad esté bien adaptada para ese estilo en particular.

El líder manos libres

El líder manos libres es por excelencia, el jefe detrás de la puerta. Rara vez se le ve, y él sólo hace acto de presencia en dos casos: cuando las cosas están muy bien y cuando las cosas están muy mal. Este tipo de estilo de liderazgo es muy adecuado para aquellos que son muy relajados y pueden contar con gerentes altamente capacitados y eficaces para supervisar las operaciones. Una de las preocupaciones es que los empleados no suelen sentirse conectados a este tipo de líder, y que puede tener inconvenientes, sobre todo en una pequeña empresa.

El participante

El participante tiene una gran participación en todos los aspectos de la compañía, y es el polo opuesto del estilo manos libres. De personalidad sabio, el participante debe tener energía y estar motivado y extrovertido. Los participantes pueden tener dificultades para delegar autoridad y tareas a otros y deben estar al tanto de esto para tomar demasiadas responsabilidades. Esto no es un estilo de liderazgo bueno para aquellos que son propensos a la preocupación excesiva.

La figura de autoridad

La figura de autoridad es el jefe que la mayoría de la gente no quiere tener. Él no tiene miedo de pisar los dedos del pie o despedir a un empleado si él no está haciendo su trabajo. La ventaja es que la figura de autoridad es un poderoso motivador, y los niveles de productividad suelen ser bastante elevados con este estilo de liderazgo. La desventaja es que la moral del empleado puede ser baja si la autoridad es mal utilizada o si los empleados sienten que están siendo tratados injustamente. Los tipos de personalidad ideales para este estilo de liderazgo son aquellos que no tienen problemas de autoridad para delegar y prefieren estar en el banquillo de vigilancia de lo que está pasando.

Líderes democráticos

Los líderes demócratas lideran por voto, y por lo general son muy queridos. Muchos líderes de pequeñas empresas, sobre todo en las empresas familiares, adoptan este estilo. Este tipo de estilo de liderazgo se basa en las opiniones de los demás, y el líder por lo general no perjudica a los demás. Cuando los gerentes trabajan con este tipo de líder, pueden basar sus decisiones en las opiniones de sus líderes. Los tipos de personalidad que encajan bien con este estilo son los motivadores y los que disfrutan de trabajar con los demás y que son extrovertidos. La desventaja de este estilo de liderazgo es que "liderar con el comité" no siempre funciona, y puede haber un problema cuando hay demasiados cocineros en la cocina cuando se trata de las operaciones diarias.

Créditos de las fotos

  • Comstock/Comstock/Getty Images