Cuánto cobrar por limpiar casas

Escrito por Emily Weller | Traducido por Maria Eugenia Gonzalez

Cuánto cobrar por limpiar la casa de alguien depende del tamaño de la misma, el grado de desorden y cuánto tiempo pasas limpiándola. El número de personas que toma hacer una limpieza también determina cuánto deberías cobrar. Si fijas tarifas muy bajas, no ganarás dinero y puedes encontrar difícil aumentarlas a medida que el negocio continúa. Si sus tarifas son demasiado altas, puede que tengas dificultad para encontrar clientes.

Items you will need

  • Calculadora
  • Computadora con software procesador de textos

Establece una tarifa por hora para ti. Ten en cuenta que necesitarás cobrar al cliente más que esa tarifa si quieres tener un margen para el costo de los materiales y otros gastos generales. Usa la tarifa por hora como una base para determinar el costo total para el cliente.

Usa los gastos generales pasados para ayudarte a determinar la tarifa horaria máxima. Si eres nuevo limpiando casas, investiga los promedios de la industria, ya que no has tenido gastos en el pasado para poder usar. Las probabilidades son que tus gastos generales serán bajos, en especial si operas en tu casa. Algunos ejemplos de gastos que probablemente tendrás son el costo de ir y venir a las casas, de imprimir avisos publicitarios y facturas y los costos de servicios como teléfono e Internet.

Escoge entre cobrar a los clientes una tarifa plana o por hora. Puede que ganes menos dinero si decides cobrar una tarifa plana, ya que puede tomarte cinco horas limpiar algunas casa y otras sólo un ahora, incluso si son del mismo tamaño. Si haces mantenimiento de limpieza de rutina que toma menos de una hora, cobrar una tarifa plana puede ser más rentable.

Decide cómo cobrarás a los clientes los artículos de limpieza que usas. Los artículos como aspiradoras y escobas, que duran más y pueden volver a usarse, pueden ser parte de tus gastos generales, mientras que los suministros como lejía y amoniaco pueden cobrarse como materiales, ya que necesitas reponerlos después de cada trabajo y puedes usar más o menos dependiendo del tamaño del trabajo.

Agrega los gastos generales y de materiales a tu tarifa base. Por lo general, éstos costos se expresan como un porcentaje de la tarifa por hora. Por ejemplo, tus gastos generales y costo de materiales pueden representar un 5 por ciento de tus costos laborales. En ese caso, agrega el 5 por ciento a la tarifa horaria base.

Imprime facturas para presentar a los clientes al finalizar cada trabajo o dentro de la semana de terminar el trabajo de limpieza. Delinea claramente los costos al cliente en la factura, como la tarifa por hora y los costos extra por materiales adicionales o cargos por una zona particularmente desordenada y sucia. Incluye todos los detalles que el cliente necesite saber en la factura, como cuándo esperas el pago y si hay un recargo por pago fuera de término. Establece claramente en la factura la cantidad de intereses y cuándo se aplicarán.

Créditos de las fotos

  • Goodshoot RF/Goodshoot/Getty Images