¿Cuáles son los tres tipos de crédito al consumidor?

Escrito por Carter McBride | Traducido por Karen Angelica Malagon Espinosa

El crédito al consumidor es una forma de que la gente que gasta dinero en productos pida el pago de un objeto por adelantado. El ejemplo más común de crédito al consumidor es una persona que usa una tarjeta de crédito. Usa la tarjeta de crédito para pagar los productos y servicios y después vuelve a pagar a la empresa de la tarjeta de crédito a una fecha futura.

Crédito sin instalar

El crédito sin instalar puede ser seguro o inseguro, dependiendo de la empresa que ofrezca el crédito. Este crédito no cuenta con pagos mensuales de una cierta cantidad sino que en lugar de eso, tienes que hacer el pago completo de contado. Los créditos sin instalar tienden a pagarse en un periodo corto de tiempo, como en un mes.

Crédito de instalación cerrada

El crédito de instalación cerrada permite al consumidor recibir una cierta cantidad de crédito para comprar uno o varios artículos. Un tipo de crédito de instalación cerrada es el préstamo para un auto. La empresa de automóviles ofrece el crédito al consumidor para comprar el auto. El crédito no se extiende al precio de venta del automóvil. Además, la persona paga el crédito en las instalaciones durante un periodo de tiempo en lugar de pagarlo de contado.

Crédito abierto revuelto

El crédito abierto revuelto es el tipo de crédito a un consumidor que normalmente se encuentra con una tarjeta de crédito. El consumidor cuenta con una cantidad de crédito que puede usar o no para su esparcimiento. Entonces, el consumidor debe pagar parte del crédito que use al final de un periodo, normalmente de un mes. El crédito no se cierra a menos que la empresa que ofrece el crédito cierre la cantidad. Debido a que generalmente no se cierra, esto hace el crédito giratorio.

Créditos de las fotos