Cuáles son los requisitos para abrir una guardería

Escrito por Jack Gerard | Traducido por Pilar Celano

Las guarderías les permiten a los padres dejar a los niños en un ambiente seguro y educativo mientras se encuentran en el trabajo. Antes de poder abrir una guardería, necesitas una inspección y la emisión de un permiso especial para garantizar un ambiente seguro para los niños que asistirán. Los requisitos para la apertura de una guardería dependen del estado al que pertenece y pueden variar de uno a otro.

Permisos

Antes de poder abrir una guardería, debes tener un permiso especial. El permiso suele solicitarlo el dueño y se emite para una única ubicación. Se necesita un permiso nuevo si el dueño decide vender la guardería o trasladarla a una nueva ubicación. La mayoría de los estados exigen que se renueve el permiso cada año en que se encuentra en funcionamiento.

Seguridad

La ubicación elegida para una guardería debe ser segura. Antes de poder emitir un permiso, la institución gubernamental correspondiente y los inspectores locales inspeccionan la ubicación potencial de la guardería, a fin de garantizar que cumple con los requisitos del estado y los reglamentos de seguridad e incendios.

Ubicación

La mayoría de los estados les dan a los administradores de las guarderías la posibilidad de abrir una guardería fuera de sus viviendas y en ubicaciones comerciales. Muchos estados tienen dos conjuntos de normas diferentes para las guarderías, en base a la ubicación, conforme a las cuales los centro que se encuentran en una vivienda pueden alojar una menor cantidad de niños y están sometidos a otras restricciones adicionales.

Requisitos del personal

Todos los empleados de una guardería deben someterse a una verificación de antecedentes, a fin de garantizar que no podrán en peligro a los niños. La relación adulto-niño se debe mantener teniendo en cuenta la edad del infante. Si bien las relaciones varían de un estado al otro, la mayoría de los trabajadores de guarderías deben poder cuidar niños más pequeños que los de edad escolar.

Capacitación y certificación

La capacitación y la certificación necesarias para abrir una guardería varían de un estado al otro. Algunos pueden solicitar certificaciones de primeros auxilios o un contacto preestablecido con el departamento de salud local para que pueda garantizar primeros auxilios de manera rápida y sencilla, de ser necesario. Es posible que también se exija la realización de cursos de capacitación para el cuidado de niños, para los dueños y sus empleados.

Actividades y equipos

Todos los equipos deben ser seguros y accesibles para los niños. Se les deben proporcionar a los niños juguetes, artículos para manualidades y demás elementos para realizar actividades, y se deben ofrecer períodos para jugar, alimentos nutritivos y tiempo para dormir la siesta, para los más pequeños.

Otros requisitos

Todas las certificaciones, permisos y resultados de inspecciones se deben colgar en algún lugar de fácil acceso para los padres. Se suele requerir un teléfono en funcionamiento. Los padres deben poder tener fácil acceso a sus hijos, pudiendo visitarlos o llevárselos a la casa si fuere necesario. Antes de admitir a los niños, se le debe presentar un listado de políticas a los padres, para informarlos sobre las actividades que estarán disponibles para el niño y las acciones disciplinarias que se aplicarían, si fuere necesario.

Créditos de las fotos

  • Stockbroker/Valueline/Getty Images