¿Cuáles son los puestos de trabajo en un restaurante?

Escrito por Fred Decker | Traducido por Xochitl Gutierrez Cervantes

Los restaurantes varían mucho en tamaño y sofisticación, así como por sus necesidades de personal. En uno pequeño, un solo dueño o chef puede realizar todas las funciones, desde ser el jefe de cocina hasta el lavaplatos con uno o dos tipos diferentes de horarios; mientras que en uno sofisticado puede haber docenas de empleados y mucha más especialización. Pero en todos se tienen las mismas necesidades operativas y títulos de trabajo.

La gerencia

La gerencia de un restaurante puede estar formada por un dueño, ya sea éste un solo individuo o una corporación. El propietario puede dirigir la gerencia o contratar a otros para que ellos lo hagan. En el caso de los restaurantes grandes pueden tener un gerente de negocios o uno general que se ocupe de la parte administrativa de las operaciones, mientras que en los pequeños el chef ejecutivo puede manejar al mismo tiempo el negocio y el trabajo administrativo. Si el gerente es el jefe de cocina, entonces éste es el chef ejecutivo que toma la responsabilidad de la producción de alimentos día a día.

La cocina

Dentro de la propia cocina, las operaciones diarias están supervisadas por un chef ejecutivo que dirige el trabajo y, personalmente, tiene la responsabilidad de la calidad de los alimentos producidos en su turno. También es responsable de los pedidos y de llevar el inventario, o sólo de informar a la gerencia acerca de los niveles del inventario. Los cocineros de línea son responsables directos de la producción de alimentos; éstos cuentan con ayudantes de cocinero o aprendices. Las cocinas grandes también emplean cocinero auxiliares para la preparación de alimentos básicos como cortar verduras, liberando a los cocineros profesionales para realizar un trabajo más cualificado. Los cocineros pasteleros preparan postres y pasteles.

El comedor

En los restaurantes más formales el comedor o ," el servicio en la mesa", está bajo la supervisión de un gerente o, en el caso de un hotel, de un maítre. Por lo general, el gerente o maítre supervisa el personal de servicio, a los camareros, la programación y el mantenimiento del inventario. Los restaurantes grandes pueden tener un jefe de camareros para manejar específicamente a los meseros. Los meseros toman los pedidos de los comensales y entregan los alimentos. Los asistentes o personas de limpieza recogen los platos entre platillo y platillo, además ayudan a atender las necesidades de los comensales. Los restaurantes con una extensa carta de vinos a menudo cuentan con un sumiller o camarero conocedor de vinos para ayudar a los comensales a elegir una botella. También, cuentan con hostes o anfitrión para recibir a los comensales.

El personal adicional

Los grandes restaurantes emplean personal adicional para una gran variedad de propósitos. Algunos cuentan con una recepcionista sólo para registrar las reservaciones que hacen sus comensales. Esto se lleva a cabo en un libro físico o, en algunos establecimientos más modernos, en una base de datos computarizada. Algunos restaurantes requieren auxiliares administrativos, un contador de tiempo completo o contador para mantener los registros financieros. El personal para lavar platos y de limpieza nocturnos también son esenciales. Un equipo de limpieza eficiente reduce en mucho las necesidades de servicios y de platos, mientras que el personal de limpieza y mantenimiento ayuda al restaurante para presentarse pulcro ante los comensales potenciales.

Referencias

Créditos de las fotos

  • Nick White/Digital Vision/Getty Images