¿Cuáles son las metas a largo plazo de comenzar un negocio?

Escrito por Osmond Vitez | Traducido por Ana María Guevara

Comenzar un negocio usualmente incluye establecer varias metas personales y comerciales. Estas metas ayudan a los empresarios a comenzar un negocio y a hacer que se convierta en una organización exitosa y generadora de ganancias. Muchos negocios pequeños tienen problemas para ganar un flujo de caja positivo al comienzo. Los empresarios deben estar dispuestos a hacer sacrificios financieros y a gastar grandes cantidades de dinero y esfuerzo para desarrollar la compañía. Las metas pueden salir de la misión general del negocio, la que usualmente es parte del plan de negocios de un empresario.

Aumenta tu riqueza personal

Una meta común a largo plazo al comenzar un negocio es que esta nueva aventura eventualmente aumente la riqueza personal del dueño. Aumentar esta riqueza puede significar diferentes cosas para diferentes personas. Aunque una definición común es aumentar los recursos financieros, otras definiciones pueden incluir un horario flexible de trabajo, crear una compañía que cumpla las necesidades sociales de una sociedad o mejorar las vidas de los individuos que trabajan en el negocio. Estas metas a largo plazo pueden ayudar a los empresarios a mantenerse en buen camino al comenzar un negocio y al crear planes para aumentar la riqueza del empresario.

Expansión y nuevas oportunidades

Los empresarios pueden comenzar un negocio con el plan de crecer y expandirse a nuevas oportunidades o industrias comerciales. Esta meta a largo plazo les permite a los empresarios concentrarse en hacer que su negocio sea el más grande y el mejor de la industria. Los empresarios que establecen este tipo de metas a menudo tienen un plan grande en mente al comenzar un negocio. Estos planes pueden requerir la ayuda de otros individuos o recursos económicos. Los empresarios también pueden buscar expandir un negocio rápidamente usando cualquier medio posible. Aunque esta puede ser una meta de alto riesgo, también ofrece una gran recompensa si el plan de negocios tiene éxito.

Ser público

Hacer que un negocio sea público puede ser una meta a largo plazo para los empresarios y es una que puede tardar varios años en completarse. Los negocios pequeños usualmente deben tener un fuerte historial de desempeño financiero en las operaciones específicas del negocio y deben asegurarles a los futuros inversionistas la viabilidad a largo plazo de la compañía en el ambiente comercial. Puede que los empresarios también necesiten reclutar a otros individuos que tengan una amplia experiencia o conocimiento en esta industria. Crear operaciones fuertes para hacer que una compañía sea pública a menudo depende de contratar a los individuos correctos.

Legado duradero

Los empresarios pueden elegir comenzar un negocio para crear un legado duradero para su familia. Comenzar un negocio puede permitirles a los individuos reclutar a sus familiares y emplearlos para operar el negocio. Los hijos del empresario pueden eventualmente heredar el negocio y continuar la compañía por varias generaciones. Muchas de las compañías más grandes hoy en día comenzaron como simples negocios familiares. Aunque esta meta a largo plazo puede ser la más altruista, también puede ser difícil de mantener, ya que los familiares pueden discutir sobre cómo manejar el negocio.

Créditos de las fotos

  • Michael Blann/Lifesize/Getty Images