¿Cuáles son las diferencias entre decoradores y diseñadores?

Escrito por Jennifer Alyson | Traducido por Daniela Laura Arjones

Los diseñadores de interiores y decoradores transforman los espacios interiores, pero ahí es donde terminan las similitudes. Mucha gente piensa que los diseñadores y decoradores hacen el mismo trabajo, pero sus funciones son diferentes. Los diseñadores de interiores y decoradores también tienen diferentes niveles educativos, otorgamiento de licencias y certificación. Los diseñadores de interiores necesitan más educación y pueden perseguir más especialidades. La diferencia entre el diseñador y decorador es similar a la distinción entre un mecánico de automóviles, que puede realizar cambios estructurales en un coche, y un pintor, que trabaja exclusivamente en la estética del coche.

Tareas

Los diseñadores de interiores y decoradores asumen funciones diferentes. Los diseñadores utilizan la investigación y el análisis para comprender las necesidades de los ocupantes de la construcción y crean soluciones técnicas para planificar el espacio interior sobre la base de esas demandas. Los diseñadores también utilizan los principios de la construcción y la arquitectura para colocar muros interiores y puertas y deben estar al tanto de los códigos de construcción. Ellos manejan el proceso de diseño desde la presentación hasta el permiso de terminación. Los diseñadores también trabajan en todo tipo de edificios, incluidas las viviendas, oficinas, hospitales y restaurantes. Los decoradores, por otra parte, trabajan sobre la apariencia interior. Eligen colores, muebles y obras de arte basadas en las preferencias estéticas de los clientes y trabajan principalmente en los hogares. No pueden planificar cambios en la arquitectura, aunque pueden recomendar modificaciones en las ventanas, puertas o armarios empotrados.

Educación

Diseñadores y decoradores tienen diferentes necesidades educativas. Los decoradores de interiores no necesitan educación formal para trabajar en su campo. Pero los diseñadores de interiores necesitan un título de licenciatura que incluye cursos en los conceptos arquitectónicos y, en muchos estados, tienen que tomar cursos de educación continua sobre una base regular. Texas, por ejemplo, requiere 12 horas al año de formación permanente para los diseñadores de interiores a partir de 2012 y Nueva Jersey requiere 12 horas cada dos años. La mitad de esas horas deben incluir instrucción en temas de salud, seguridad y bienestar relacionados con el diseño de interiores.

Licencia

En muchos estados, los diseñadores de interiores no se pueden llamar a sí mismos diseñadores a menos que pasen un examen de licencia. A partir de 2012, 23 estados tenían títulos de actos que prohíben el uso del título de diseño interior a menos que un diseñador haya pasado por un proceso de concesión de licencias para verificar la educación y formación. Muchos estados utilizan el examen del Consejo Nacional de Calificación de Diseño de Interiores (NCIDQ, por sus iniciales en inglés) como el estándar para la concesión de licencias. Los diseñadores no pueden tomar el examen a menos que tengan un título universitario y experiencia de trabajo supervisado. Los decoradores de interiores, por otro lado, no necesitan ninguna licencia.

Certificación

Los diseñadores de interiores pueden buscar la certificación en múltiples disciplinas. La industria tiene grupos que certifican a profesionales del diseño de la salud, la edificación sustentable, remodelación del hogar respetuosa del medio ambiente, diseño de ahorro de energía, rediseño de baño y cocina y mejoras en el hogar para personas mayores. Los decoradores de interiores tienen un organismo de certificación primaria y el grupo no ofrece títulos separados para indicar la capacidad de decorar tipos específicos de construcción.

Créditos de las fotos

  • Jupiterimages/Creatas/Getty Images