Cosas que decir en una carta de ascenso

Escrito por Scott Thompson | Traducido por Blas Isaguirres

Cuando escribes una carta para pedir un ascenso, la formulación que utilizas no sólo puede hacer la diferencia entre el éxito y el fracaso, sino que también puede afectar a las perspectivas a futuro con la empresa. Trata a tu carta de ascenso como una oportunidad para causar una buena impresión al mostrar las cualidades de profesionalismo con la que esperas ganar el ascenso.

Tiempo

Antes de considerar el envío de una carta de ascenso a tu supervisor, asegúrate de que tienes un buen caso para hacer. Debes haber estado con la empresa el tiempo suficiente para que un ascenso sea apropiado, y tienes que ser capaz de señalar los logros que han beneficiado o de otra manera ayudado a la empresa. Si envías una carta de ascenso antes de que hayas estado en tu trabajo actual el tiempo suficiente o logrado algún éxito específico, corres el riesgo de hacer una mala impresión en tanto tu supervisor y tus compañeros de trabajo.

Logros

En tu carta, debes decir de inmediato por qué crees que te mereces un ascenso. Por ejemplo, "Le escribo para solicitar un ascenso a director regional de ventas debido a mi éxito en el logro de la rentabilidad de la oficina local de ventas". Con confianza y sucinta describe tus logros. Respáldalos con detalles y explica cómo la compañía se benefició. Por ejemplo, "Desde que soy el gerente de la oficina local he aumentado las cifras de ventas en un 50 por ciento y superado los cupos anuales de un 15 por ciento, por lo que la oficina es rentable por primera vez".

Lealtad y habilidades

Además de tus logros en nombre de la organización, también debes mencionar otros factores que pueden contribuir a la decisión de tu supervisor. Por ejemplo, si has estado con la compañía durante mucho tiempo, tu lealtad y dedicación a la empresa debe contar en tu favor. Si has tomado una clase o ganado una nueva certificación en algún área relevante para tu empresa, debes indicarlo en tu carta, junto con las habilidades preexistentes o certificaciones pertinentes a la posición en la que deseas ser promovido.

Revisar y terminar tu carta

Revisa tu carta sobre la longitud y el tono. Debes ser capaz de hacer un caso convincente rápidamente si tienes particularidades que te respalden. Evita el uso de un tono exigente o arrogante, y nunca amenaces con abandonar la empresa si no consigues el ascenso. Siempre tienes la opción de buscar trabajo en otra parte, si no estás satisfecho, pero la amenaza de hacerlo es probable que haga una mala impresión, dañe tu reputación de profesionalismo y deje a tu jefe sentir que no tiene más remedio que rechazar tu solicitud o se arriesgue a parecer débil. Termina tu carta con una petición directa pero educada para el ascenso, así como un "gracias" a tu supervisor.

Créditos de las fotos

  • Jupiterimages/liquidlibrary/Getty Images