Conflicto interno vs. conflicto externo

Escrito por Leigh Anthony | Traducido por Laura Guilleron

Si bien eliminar por completo los conflictos del lugar de trabajo no es una meta factible, el encargado de un pequeño negocio debería esforzarse para minimizar la cantidad de conflictos presentes en el negocio. Cuando los conflictos reciben toda la atención se les resta atención a las tareas necesarias para el negocio. Esto puede provocar una pérdida de tiempo y productividad, que finalmente puede conducir a una pérdida en las ganancias si el problema es lo suficientemente grave. Los gerentes deben intentar remediar el conflicto ni bien se enteren de la situación. Ignorarla con las esperanzas de que desaparezca por cuenta propia puede ser perjudicial para el negocio.

Conflicto interno

Los dos tipos de conflictos son los externos e internos. En el caso del conflicto interno, se limita a la persona implicada. Este tipo de conflicto se desarrolla dentro del individuo. Puede salir a la superficie cuando la moral o los valores de la persona se ponen a prueba o se comprometen. El conflicto interno puede provocar un gran estrés ya que la persona tiene que ser capaz de remediar la situación por cuenta propia en la mayoría de los casos. El conflicto interno puede producir un gran impacto en el nivel de desempeño de la persona. Muchas veces, poder hablar de la situación y la fuente del conflicto puede ayudar tremendamente.

Conflicto externo

El conflicto externo es el conflicto que ocurre fuera de la persona. Puede tratarse de un conflicto que se observa en otros o en fuerzas externas que están creando un conflicto para la persona, como un cliente insatisfecho o un proveedor revoltoso. El conflicto externo también puede surgir cuando el estilo de administración del dueño del negocio no encaja bien con los empleados de la organización. Un ejemplo común de esto es un jefe al que le gusta microadministrar, pero tiene un personal de empleados altamente independientes. Esto tiende a causar conflicto y una situación laboral desagradable.

Conflicto en el lugar de trabajo

A diferencia de lo que piensa la mayoría, el conflicto en el lugar de trabajo puede ser positivo. No sólo puede identificar los problemas que son puntos de debilidad para el negocio, sino que también puede mejorarlas capacidades de negociación y mediación de los integrantes de la oficina. Si bien el conflicto constante o una cantidad abrumadora de conflictos puede paralizar al personal, un poco de conflicto es necesario para mantener a los empleados de pie. Sin conflicto, el personal podría sentirse satisfecho porque las cosas siempre salen a la perfección en el negocio.

Mediación

Siempre que surge un conflicto, una práctica de negocios eficaz es involucrar a un mediador. El mediador es una persona que no está involucrada personalmente en el conflicto y puede proporcionar una opinión objetiva. El mediador también asegura que las discusiones acerca del conflicto sigan ciertas reglas, como no maldecir, gritar o mostrar emociones físicas a la otra persona. Muchas veces, el mediador de la organización es el director de recursos humanos. Él también puede ser un buen comunicador social para que los que tratan con problemas internos. Si el conflicto involucra a toda la organización, quizás sea necesario traer un mediador externo para ayudar con el problema.

Consideraciones

Desarrollar un conjunto de reglas que guíen las comunicaciones durante la resolución de los conflictos puede ser una gran solución para la compañía. Esto incluye no interrumpir cuando el otro habla, escuchar activamente a la persona y decir con otras palabras lo que ha dicho para asegurarse de haber comprendido y qué es lo que debería pasar si se intensifican las emociones. Teniendo todo eso por escrito y una parte del manual de los empleados, los empleados de todos los niveles saben qué esperar durante una mediación y pueden actuar acorde a las reglas que se han dispuesto con anticipación con el consentimiento de todos los empleados del negocio.

Créditos de las fotos

  • nice to meet you image by Jake Hellbach from Fotolia.com