Cómo iniciar una tienda de alquiler de DVD

Escrito por Luke Arthur | Traducido por Laura Gonzalez

Ser propietario de una tienda de alquiler de DVD puede ser una forma eficaz de aprovechar de quienes desean ver películas pero no quieren pagar los precios altos que cobran los teatros. Una vez que tengas tu negocio de DVD en funcionamiento, puede ser muy fácil de manejar. El problema de este negocio es que poco a poco va siendo eliminado por otras alternativas como la descarga de películas de Internet y las máquinas de alquiler de DVD. Antes de empezar en este negocio, tendrás que evaluar su potencial y completar algunos pasos básicos.

Crea un plan de negocio para tu empresa de alquiler de DVD. Este paso es esencial, ya que ayuda a evaluar si es una opción viable de negocio en tu área. Realiza un poco de investigación de mercado y averigua cuál será tu competencia. Crea varias proyecciones financieras y determina si puedes competir con empresas como Netflix y Redbox. Visita algunas de las tiendas de DVD tradicionales en tu área y fíjate cómo lo están haciendo.

Configura una entidad de negocio para tu local de alquiler de DVD. Por ejemplo, podrías utilizar una sociedad de responsabilidad limitada o una corporación para este fin. Ambas entidades pueden ayudarte a evitar la responsabilidad personal en caso de que seas demandado por un problema del negocio. Presenta artículos de incorporación o artículos de organización en tu estado y paga una cuota de presentación para configurar una de estas entidades. También tendrás que comprar una licencia de negocio en tu ciudad.

Asegura el financiamiento para tu negocio de DVD, si es necesario. Para iniciar este tipo de negocio, es posible que tengas que poner la mayor parte del dinero por tu cuenta. Muchos prestamistas estarán dudosos de participar en un nuevo negocio de alquiler de DVD debido al descenso de la cuota de mercado de estos negocios en los últimos años. Para obtener financiamiento de un prestamista tradicional, tendrás que tener un plan de negocios completo y un pago inicial grande. Otra opción a considerar es encontrar inversores privados que pongan el dinero para tu negocio.

Fija una ubicación para tu negocio de alquiler de DVD. Con este tipo de negocio, necesitarás un lugar que reciba una gran cantidad de tráfico y sea fácil de llegar a desde la carretera. En muchos casos, deberás alquilar un espacio para que puedas obtener una ubicación privilegiada en una zona de alto tráfico. Los clientes podrían no estar dispuestos a salir de su camino cuando otras opciones más convenientes están disponibles.

Localiza un distribuidor al que puedas comprarle los DVD. Las tiendas de alquiler de video compran una gran cantidad de DVDs de estos distribuidores y por lo general puedes conseguir un descuento por ellos. Esto también te ayudará a conseguir nuevos lanzamientos de DVDs cuando estén disponibles.

Contrata a los empleados para tu negocio de alquiler de DVD. Cuando contrates a empleados, tendrás que completar su información personal en un formulario W-4 para que puedas retenerles dinero de su sueldo para los impuestos.

Adquiere el equipo y los suministros que necesites para tu negocio de alquiler de vídeo. Esto incluirá un sistema informático que pueda realizar un seguimiento del inventario, un sistema telefónico y otros equipos de oficina. También tendrás que hacer una inversión sustancial para comprar los DVDs para tu tienda.

Anuncia y promociona tu negocio de alquiler de DVD. Los clientes necesitan saber acerca de tu negocio y lo que tienes para ofrecer. Publicita en periódicos, Internet, radio y televisión.

Consejo

  • Ofrece incentivos a tus clientes por volver. Por ejemplo, puedes ofrecer un alquiler libre después de un cierto número de alquileres.

Advertencia

  • El negocio de alquiler de DVD es muy competitivo. Con opciones como Redbox y Netflix, los tradicionales negocios de alquiler de DVD deben esforzarse. Estás asumiendo un riesgo al involucrarte en este negocio.

Créditos de las fotos

  • Thinkstock Images/Comstock/Getty Images