Cómo iniciar una compañía de distribución

Escrito por Rick Suttle | Traducido por Laura Gonzalez

La creación de una empresa de distribución puede ser una aventura emocionante. Te convertirás en un proveedor al por mayor para tiendas minoristas, mayoristas y exportadores. Algunos distribuidores incluso venden directamente a los consumidores. Sin embargo, tu volumen de negocios será mucho más grandes sirviendo a clientes de negocios. Selecciona una línea de productos en la que disfrutes trabajar. Lo más probable es que ya hayas desarrollado algún conocimiento del producto, lo que puede mejorar tus esfuerzos de ventas.

Establece tu oficina en tu casa al inicio, ya que esto mantendrá bajos tus gastos generales.

Crea un nombre para tu negocio de distribución. Registra tu nombre HNC, o "haciendo negocios como", a través de la oficina de administración de tu condado o del ayuntamiento.

Elige empresas minoristas u otras mayoristas como destino, ya que operarás de manera más eficiente trabajando dentro de un nicho determinado.

Decide si vas a iniciar tu empresa de distribución desde cero o te afiliarás a un distribuidor establecido. Busca revistas de oportunidades de negocio tales como "Oportunidades de Negocios" o "Empresario", si deseas trabajar con una compañía afiliada.

Comienza a buscar un proveedor mayorista o fabricante si estás comenzando tu negocio de distribución desde cero. Ponte en contacto con la Asociación Nacional de mayoristas distribuidores. Ve a la página de Internet Thomasnet y busca posibles proveedores fabricantes.

Llama a varios proveedores mayoristas y fabricantes. Averigua cuáles envían productos unitarios, pues estos evitarán que tengas que mantener inventario. Selecciona el proveedor que te ofrezca el menor costo unitario de los productos.

Crea un sitio de Internet para tu negocio de distribución o haz que alguien lo desarrolle por ti. Incluye información sobre productos y precios en tu página de Internet.

Busca publicaciones de ventas al por menor o mayoristas. Pide copias gratuitas de las que desees. Llama para obtener las tarifas de publicidad de clasificados de las publicaciones. Coloca un anuncio en varias publicaciones comerciales. Incluye tu dirección de Internet en el anuncio.

Envía cartas de venta, folletos y formularios de pedidos a los minoristas que llaman o escriben para obtener mayor información. Persuade a estos minoristas para que pidan tus productos.

Encuentra un optimizador de motores de búsqueda a través de un diseñador de páginas de Internet. Contrátalo para que te ayude a lograr un alto ranking en los motores de búsqueda más importantes. Ayuda a tu optimizador para crear entre tres y cinco palabras que mejor describan tus productos y servicios.

Ordena productos a través de tu proveedor, como tu mayorista afiliado o expedidor probablemente te envirará productos a ti. Envía tu formulario de pedido con el pago. Crea una etiqueta de envío del cliente minorista para tu proveedor.

Continua anunciando tu negocio a través de anuncios clasificados y la optimización de motores de búsqueda. Aumenta tu presupuesto de publicidad para incluir más publicaciones comerciales.

Consejo

  • Mantén una base de datos de tus clientes al por menor o al por mayor. Envía una carta de ventas mensual o un boletín informativo a algunos de tus mejores clientes. Ofrece descuentos a dichos clientes. Sigue manteniendo a todos tus clientes informados sobre los nuevos productos.

Créditos de las fotos

  • Andrew Bret Wallis/Photodisc/Getty Images