Cómo hacer un presupuesto para los materiales directos

Escrito por Bob Dobbs | Traducido por Enrique Pereira Vivas

Un presupuesto adecuado puede hacer o deshacer tu empresa, incluso cuando se trata de las pequeñas cosas como materiales directos. Estos elementos se suman. Si haces un presupuesto de manera correcta, tus proyecciones se llevarán a cabo y te encontrarás en un lugar mucho mejor que si te sobrepasas significativamente o no alcanzas tu marca. Los materiales directos son aquellos materiales necesarios para la producción de bienes. También son alternativamente conocidos simplemente como materiales y como materia prima, materiales de producción, almacenes e inventario.

Items you will need

  • Calculadora
  • Pluma y papel

Determina la cantidad total de productos a ser producidos. Este es tu punto de partida. Esto también se conoce como el tamaño de la orden o la orden total.

Calcula qué materias primas necesitarás para producir tu orden. Determina la cantidad de cada material que necesitarás y la cantidad que cada conjunto de materiales costará.

Suma el costo total esperado con base en tus cifras del Paso 2.

Suma los costos para la eliminación de los residuos y desechos si son aplicables.

Resta el valor de los materiales de desecho que pueden ser vendidos después de la producción.

Consejo

  • Sigue de cerca los puntos en que tus proyecciones son verdaderas, semana tras semana, mes tras mes y año tras año. Esto te permitirá ajustar tus proyecciones y hacerlas más precisas. Además, ten en cuenta otros factores externos, como la época del año y los nuevos clientes, para medir mejor la exactitud o tus cálculos.

Advertencia

  • Recuerda que no importa lo bien que presupuestes, puede que termines necesitando más dinero para los materiales directos que aquello que esperabas. Lo mejor es tener un colchón en caso de toparte con los costos no planificados.

Créditos de las fotos

  • Jupiterimages/Comstock/Getty Images