Cómo cambiar de residencia y buscar un trabajo

Escrito por Lisa McQuerrey | Traducido por Cesar Daniel González Ménez

Mudarte a una nueva ubicación y buscar trabajo al mismo tiempo puede ser emocionante, si no desafiante. Mientras más planificación y preparación tengas en tu lugar, más ligeros serán ambos aspectos de este proceso. Investiga tu nueva ciudad antes de tu traslado para familiarizarte con los vecindarios, los principales empleadores e industrias, y trata de tantear el terreno profesional antes de mudarte.

Decide en dónde vivir. Si acabas de salir de la universidad o estás haciendo un gran cambio de vida, piensa en qué parte del país te gustaría vivir. Ten en cuenta el clima, el coste de vida y las comodidades locales cuando reduzcas tus opciones. Contacta a las cámaras de comercio en las ciudades que más te interesan y pregunta por un paquete de cambio de residencia, lo que ayudará a realizar tu proceso de elección.

Visita las ciudades que más te atraen. Viaja por los vecindarios y conoce el área. Tal vez sea mejor que rentes por períodos cortos, como un apartamento, por los primeros meses, en lugar de firmar un contrato a largo plazo o comprar. Esto te permitirá instalarte y encontrar un trabajo, con el cual podrás decidir en qué parte de la ciudad te gustaría vivir.

Decide la ciudad a la cual deseas cambiar de residencia y establece un calendario para mudarte. Si tienes que vender una casa o avisar al arrendatario, o avisar a un trabajo, hazlo.

Busca empleadores en tu nueva ciudad al visitar el departamento de negocios e industria del estado. Visita los sitios de Internet de las compañías que te llaman la atención y busca aperturas de trabajo actuales. Envía tu currículum a aquéllos que te interesen e incluye una carta de presentación que resuma tu calendario de cambio de residencia.

Utiliza tu red profesional existente para buscar un trabajo que te lleve a tu nueva ciudad. Si perteneces a asociaciones profesionales o industriales, pide ayuda para encontrar trabajos con cambio de residencia. Muchas organizaciones de estas tienen acuerdos recíprocos con capítulos en diferentes ubicaciones.

Contacta al departamento de colocación de trabajo de tu colegio o universidad. Muchos institutos educativos ofrecen asistencia a largo plazo en búsqueda de carreras, y es posible que puedan darte un trabajo que te lleve a tu nueva ciudad.

Consejos

  • Ten cuidado al medir el tiempo de tu traslado y buscar empleo. No deseas aceptar un trabajo, y luego no estar en el lugar por varios meses, del mismo modo, no quieres estar parado en una nueva ciudad por un período prolongado de tiempo. Considera la posibilidad de trabajar con una empresa de trabajo temporal como para establecerte para asegurarte de tener un ingreso mientras llevas a cabo una búsqueda de empleo en toda regla.
  • Incluso si una empresa que deseas no tiene ofertas de trabajo, envíales un currículum y da seguimiento una vez que te instales. Algo puede abrirse mientras estás en el proceso de mudanza.

Créditos de las fotos

  • Digital Vision./Digital Vision/Getty Images