Cómo calcular las tasas de impuestos marginales y el promedio

Escrito por Marguerite Madison | Traducido por Manuel Lama Paniagua

Para los propietarios de pequeñas empresas, dos de las determinaciones más importantes que pueden hacer son calcular sus tasas marginales de impuestos, junto con sus tipos impositivos medios. La tasa del impuesto marginal de un negocio es el porcentaje en el que se gravó el último dólar ingresado. Si esta tasa se ​​considera demasiado alta, puede reducir el incentivo a las empresas para generar ingresos adicionales. La tasa del impuesto promedio es el porcentaje de tu renta total imponible que pagas en impuestos.

Calcula los ingresos imponibles de tu negocio. Haz el total de los ingresos que tu negocio ha ganado de todas las fuentes, y luego resta el costo de los bienes vendidos, junto con cualquier otra deducción, para determinar tus ingresos imponibles. Por ejemplo, si has obtenido ingresos de $200.000 y los costes de los bienes vendidos y las deducciones son de un total de $50.000, el ingreso imponible es de $150.000.

Calcula cuál es tu tipo impositivo marginal. Para hacer esto, observa el calendario del año actual en cuanto al impuesto de sociedades y haz que coincida con el total de ingresos imponibles con la tasa impositiva correspondiente. Esta tasa será la tasa impositiva marginal. Si tenías ingresos imponibles de $150.000 en 2011, tu tasa de impuesto marginal sería del 39 por ciento.

Calcula tu tasa de impuesto promedio. Para ello, divide el monto total de los impuestos pagados por tus ingresos gravables. Puedes calcular la cantidad de impuestos que pagarás mirando el calendario de impuestos de sociedades. En los Estados Unidos, es un impuesto progresivo corporativo, lo que significa que las tasas impositivas en general van aumentando a medida que aumentan los ingresos imponibles. A partir de 2011, las empresas se gravan al 15 por ciento por encima de los ingresos de $50.000; el 25 por ciento de los ingresos que van desde $50.000 a $75.000, un 34 por ciento de los ingresos imponibles van de $75.000 a $100.000, un 39 por ciento de los ingresos van de $100.000 a $335.000, y así sucesivamente . Por ejemplo, una persona con un ingreso imponible utilizaría la siguiente ecuación para calcular la cantidad total que se le impondrá: (0.15 X 50.000) + (0,25 x 25.000) + (0,34 x 25.000) + (0,39 x 50.000) El monto total del impuesto en este caso es de $41.750. Al dividir $41.750 por $150.000 se obtiene la tasa de impuesto promedio, que es de aproximadamente del 27,8 por ciento.

Créditos de las fotos

  • Duncan Smith/Photodisc/Getty Images