Cómo abrir una residencia canina nueva

Escrito por Felicia Greene | Traducido por Karen Angelica Malagon Espinosa

Las residencias caninas son una opción conveniente para los dueños que planean viajar y que no cuentan con un cuidador de mascotas o con alguna otra opción para cuidarlos en casa. Las residencias caninas alojan desde perros callejeros y domésticos, y funcionan como casas con camas cómodas y hasta hábitats lujosos con control de aire acondicionado e instalaciones especiales para gatos. Estas residencias, con frecuencia, emplean peluquerías caninas que bañan y arreglan a las mascotas de sus clientes, así como miembros del personal que dan tiempo extra para jugar a cambio de una cuota adicional. Algunas residencias caninas también ofrecen entrenamiento canino.

Items you will need

  • Documentación para la estructura del negocio
  • Documentación de la aseguradora
  • Permiso empresarial
  • Permisos (si aplican)
  • Cerificado del departamento de salud (si aplica)
  • Permiso fiscal de ventas (si aplica)
  • Aprobación del departamento de zonificación
  • Alquiler
  • Letreros de construcción
  • Mapa regional con ubicación de sitios
  • Documentación de servicios y precios para tu residencia canina
  • Criterios de vacunación aprobados por el veterinario
  • Equipo y orden de productos para la residencia canina
  • Formas de ingreso para el ingreso de saldos en grandes cantidades
  • Folletos
  • Planilla de tarifas y copias para publicidad en periódicos

Apertura de una residencia canina nueva

Organiza tu residencia canina. Selecciona una estructura de negocios con la ayuda de un contador público certificado familiarizado con negocios relacionados con mascotas. Consulta con un agente comercial de seguros con una preparación similar y con amplia experiencia en responsabilidad. Obtén un permiso comercial en tu ciudad o en la oficina municipal del condado y solicita los permisos necesarios y la inspección del departamento de salud. Habla con el controlador sobre la necesidad de un permiso para ventas en tu servicio empresarial.

Selecciona una ubicación accesible a la residencia canina. Encuentra un sitio en el que se pueda llegar fácilmente por medio de caminos principales con fácil acceso y con muchos lugares de estacionamiento. Busca lugares lejanos a las áreas residenciales. Obtén una aprobación por escrito del departamento de zonificación antes de que firmes el alquiler para tu residencia canina. Trabaja con una empresa de realización de carteles para tu residencia canina para obtener un letrero de construcción descriptivo y colorido.

Analiza tu mercado regional para la residencia canina. Obtén un mapa regional y ubica cada residencia durante una hora del tiempo de conducción. Toma nota de que cada servicio de las instalaciones como el aseo o el cuidado canino o quizá un refugio para gatos por separado acondicionado para un lugar calmado y callado. Visita cada instalación de forma anónima para ver el nivel de limpieza y la interacción del personal con los animales.

Diseña tus servicios y precios. Reúne la información sobre tu competencia y crea más paquetes para aumentar los servicios estándar de tu residencia canina. Por ejemplo, desarrolla un paquete de cuidado de mascotas que incluya un baño completo y aseo y un juego extra durante el periodo de cuidado de la mascota. Determina precios proporcionales con la calidad de los servicios. Consulta con un veterinario para establecer los criterios firmes para la vacunación en la residencia de mascotas. Ordena los tratamientos veterinarios para las mascotas que lo necesiten mientras estén en la residencia.

Ordena tus casas y el equipo. Haz una lista de tus casas y de los artículos caninos y pídelos a los repartidores comerciales. Ordena las casas, las camas caninas para los perros adultos y las mascotas geriátricas y las camas para gatos con cobijas afelpadas. Incluye tazones de acero inoxidable y otros accesorios para alimentarlos. Almacena los artículos extra para los periodos vacaionales y festivos muy ocupados.

Contrata personal calificado para la residencia canina. Encuentra empleados de todas las edades que les guste trabajar con los clientes y sus mascotas. Contacta a universidades comunitarias con programas de asistencia veterinaria así como dueños de mascotas que reciban un ingreso adicional. Dirige el entrenamiento y los ejercicios de construcción en equipo para juntar de forma sutil al personal con una unidad de trabajo. Incluye interacciones con empleados que sean amigables con las mascotas como parte del entrenamiento.

Haz una gran celebración de apertura de la residencia canina. Abre tu residencia canina con un gran evento festivo de apertura que incluya descuentos en los ingresos que se registren ese día. Dirige tours por las instalaciones y llama a un veterinario o un experto en mascotas para hablar sobre las técnicas de cuidado. Programa paseos durante una hora y agrega formas de ingreso a tu lista de correo. Deja folletos en las veterinarias y en sitios de cuidado de mascotas y promociona tu evento en las páginas de los periódicos comunitarios locales.

Créditos de las fotos

  • Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images