Beneficios fiscales de empezar un negocio pequeño

Escrito por Kristie Lorette | Traducido por Lucia Ayala

Poner en marcha tu propio negocio puede ser un momento emocionante de tu carrera. Iniciar un pequeño negocio no sólo te beneficiará personalmente, sino que también puede traer un benefico económico. Las pequeñas empresas ofrecen a sus propietarios varios beneficios fiscales para ayudarte a reducir tu carga fiscal sobre una base anual.

Deducción de impuestos por oficina en casa

Si utilizas una parte de tu casa para el funcionamiento de tu negocio, es posible que puedas utilizar una deducción de impuestos por oficina en casa en tu declaración. Esto no sólo incluye deducir una parte de tu renta o pago de hipoteca, también incluye deducir una parte del pago de tus servicios públicos, seguros y reparaciones. Para poder deducir impuestos por una oficina en casa, tienes que tener un espacio dedicado en tu casa donde se ejecute tu negocio. Para utilizar la deducción por oficina en casa, el uso del espacio debe ser exclusivo para fines comerciales. También tienes que demostrar que la oficina en tu hogar es el lugar principal de tu negocio.

Uso de un vehículo por el negocio

Incluso si eres dueño de tu vehículo personalmente, y éste no está nombre de tu negocio, puedes deducir una parte de su uso, cuando sea utilizado por motivos de negocio. Tienes la opción de deducir los costos reales de combustible, reparaciones, peajes y estacionamiento o puede tomar la tasa de deducción estándar por milla, que fue establecida en el 2010 por el Servicio de Impuestos Internos en 50 centavos por milla (1,6 km).

Deducciones por seguro de salud

El propietario de un pequeño negocio que tiene una póliza de seguro de salud para sí mismo o sus empleados también podrá deducir algunos de los costos del seguro de salud. Puedes deducir la prima que pagas por la póliza de seguro de salud. También es posible que tengas derecho a deducir los costos en efectivo del seguro de salud más allá de los pagos de las primas.

Deduciones por planes de jubilación

Si tienes un plan de jubilación por el cual pagas, existe otra deducción que puedes aprovechar en tu declaración de impuestos. Los empleadores que contribuyen a los planes de jubilación de sus empleados también tienen algunos beneficios de deducción de impuestos asociados con el inicio y el ser dueño de un pequeño negocio.

Viajes de negocio

También puedes deducir los gastos en los que incurras en viajes de más de un día o fuera de la ciudad que estén relacionados con la empresa. Puedes deducir los gastos del viaje tales como boletos de avión, transporte, comidas, entretenimiento, noches de hotel y otros gastos en los que incurras durante el viaje por tener un negocio pequeño. Sin embargo, si decides combinar tu viaje de negocios con una estancia personal, sólo podrás deducir los gastos de negocio del viaje de tus impuestos.

Créditos de las fotos